Rafa Nadal no se corta un pelo con Berdych

Excelso debut de Rafa Nadal en el torneo de exhibición de Abu Dhabi. El balear ha despachado a Tomas Berdych por 6-0 y 6-4 jugando muy suelto y agresivo.

Rafa Nadal ha completado un excelso debut en Abu Dhabi
Rafa Nadal ha completado un excelso debut en Abu Dhabi

Gran ilusión la que ha genera Rafa Nadal tras su estreno en la nueva temporada 2017. En su primer partido individual en varios meses ha derrotado al checo Tomas Berdych por 6-0 y 6-4 en poco más de una hora de juego en los cuartos de Abu Dhabi. El balear ha desplegado un tenis alegre, muy suelto y contundente, anulando especialmente en la primera manga a un Berdych que necesita ajustar sus cambios técnicos con el saque bajo la tutela de Goran Ivanisevic. Nadal se citará con Milos Raonic, el anterior pupilo de Carlos Moyà, en las semis del torneo.

Contra un viejo conocido se estrenaba Rafa Nadal en el torneo de Abu Dhabi, donde defiende el título del año anterior. En los albores de la temporada 2017, éste era para el manacorí el primer partido individual en varios meses, concretamente desde que cayera en primera ronda de Shanghái ante Viktor Troicki. ¿Qué versión de Rafa se iba a ver? De entrada, una de las mejores. Con una soltura apabullante, con una frescura y una pegada en sus golpes que hacía mucho que no se veía, el mallorquín comenzaba el choque ante el checo rompiéndole el saque. Tampoco le vino mal a Nadal la ayudita de Berdych, que cometía dos dobles faltas seguidas. Se le estaban atragantando las modificaciones en el lanzamiento de la bola que había implementado por su colaboración con Goran Ivanisevic.

Al saque, Nadal no daba opción. Desde el fondo de pista sus golpes eran briosos, sin miedo, sin dudas. Se mostraba sólido e intimidante tanto por la derecha como por el revés. Los passing shot seguían siendo marca registrada del zurdo de Manacor. Berdych no sabía qué hacer, su guion no estaba sirviendo de nada ante el despliegue del español. Los juegos se sucedían con el dominio del mismo jugador que era el que se apuntaba los games. Nadal no fallaba y no fallaba teniendo en cuenta que estaba siendo agresivo y pegando con mucha contundencia. Para nada ese Nadal reservón y al porcentaje. En 25 minutos exactos Rafa iba a cerrar el primer parcial por un sorprendente 6-0 sobre el checo, que no había encontrado solución al tenis brillante e inspirado del balear.

Otra historia muy distinta iba a ser el segundo acto. Berdych lograba zafarse de esa losa con la que venía cargando. Sacaba adelante su primer juego en el partido y con menos presión iba a soltarse y crear más problemas a Nadal. Restando con más peligro, con más potencia y acierto, apuraba a Rafa desde el fondo. El mallorquín, con el mono de trabajo puesto, mantenía el tipo y aceptaba un panorama mucho más igualado y a cara de perro que en el primer set. Incluso una bola de ruptura tuvo que salvar el español, la primera en todo el choque.

Un set mucho más parejo el segundo, mucho más parecido a lo que todos esperábamos de un Nadal-Berdych, un auténtico clásico del tenis actual. Ambos buscaban sus opciones al resto pero sin suerte. Hasta el noveno juego. Ahí Rafa sacó de la chistera buenos pasantes y un gran resto, con los que se generaba dos opciones de ruptura. La primera no fue buena pero sí la segunda, lo que le dejaba a la orilla del triunfo final. Y no podía cerrar el partido de una manera más brillante. Juego en blanco y con un ace para culminar un estreno en la nueva temporada fantástico, que da pie a soñar con un Rafa recuperado y de nuevo con opciones a todo. Se medirá a Milos Raonic en las semis este viernes, la reedición de la final de hace justamente un año.

Comentarios recientes