Orsanic: “La semana que viene vamos a empezar a hablar con los jugadores”

El capitán argentino no quiso entrar a valorar la posible baja de Juan Martín del Potro de cara a la serie de Copa Davis frente a Italia. 

En Argentina siguen de fiesta por el título de Copa Davis. Los reconocimientos no cesan y el ambiente es de festejo y alegría. Allá donde van los jugadores son premiados. Se los alaba y se les recuerda la hazaña de conseguir la Ensaladera de Plata por primera vez en la historia para el país.

Entre tantos festejos, Juan Martín del Potro todavía no ha tenido tiempo para entrenar. Tras realizar contra todo pronóstico uno de los mejores años de su carrera con logros individuales y colectivos por encima de lo esperado, el tandilense decidió alargar las vacaciones. 'Delpo' se centró en disfrutar de un momento histórico y no en retomar los entrenamientos con la vista puesta en el 2017.

"Mi calendario todavía está en veremos”, dijo Del Potro. “Ya estoy anotado en varios torneos para ir a jugar. Pero esto que me pasó supera cualquier cosa. Hoy puedo desarmar mi calendario para armarlo de otra manera. Todavía no sé si voy a jugar Australia. Es arriesgado jugar pero también dejarlo pasar”, agregó esta semana el tandilense.

Pero no solo el primer Grand Slam corre peligro para la torre de Tandil, sino que también la primera eliminatoria de Copa Davis que juega Argentina (en febrero recibe a Italia). Daniel Orsanic, capitán del conjunto albiceleste, evitó hacer una referencia a la posible baja de Juan Martín del Potro en la serie con Italia en Buenos Aires pero comentó en ESPN que "todavía se siente un clima de festejo" por la reciente conquista de la Copa Davis y, por consiguiente, "es difícil hablar” de lo que sucederá en las próximas semanas y meses.

El entrenador comentó que hablará con Del Potro sobre su presencia, así como con cada uno de los jugadores del equipo para saber quién está disponible para la primera eliminatoria del año. “No hemos empezado a hablar con nadie, todavía se siente un clima de festejo y es difícil hablar de lo que viene. Además, cada jugador vive un momento diferente, de a poquito nos iremos poniendo en contacto”.

“La semana que viene vamos a empezar a hablar con los jugadores y a algunos los vamos a acompañar en enero en Australia”, añadió el capitán. “Hay que seguir haciendo las cosas de la misma manera. Estamos en un lugar de privilegio donde podemos transmitir algo muy lindo, no sólo para el deporte sino para la sociedad”, reflexionó sobre el privilegio de estar al mando del combinado argentino de tenis.

Para Orsanic, sin lugar a dudas, el 2016 ha sido “un año muy especial”. “El logro deportivo es histórico y más satisfacción me da por el mensaje que se transmitió, por el grupo que se formó. Es un privilegio estar a cargo del grupo. Es algo que fue soñado desde nuestros comienzos, en la historia del tenis. Es difícil de caer. Esto es un triunfo de todo el tenis argentino. Hay muchos jugadores, muchos entrenadores que han dejado de lado muchas cosas. Es un triunfo de todos”, volvió a recalcar.

Argentina quiere pensar en la próxima temporada pero la inmensa hazaña del 2016 les frena ligeramente la planificación de la próxima campaña. El país sigue en un clima de festejo y, fiestas navideñas de por medio, todavía se están alargando más. Que Papá Noel les regale tiempo.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes