Thiem y cómo no organizar la planificación de un calendario

El tenista austriaco se ha bajado del Masters 1000 de Shanghai y es que a estas alturas de temporada acumula ya más de 100 partidos disputados.

A veces es bueno que alguien nos diga cuándo debemos parar. Es lo que no le sucede a Dominic Thiem. El joven tenista austriaco ha seguido jugándolo prácticamente todo en este 2016, algo que le ha hecho alcanzar la centena de partidos disputados en el año, cuando acabamos de empezar octubre. Es, de lejos, el tenista con más partidos a sus espaldas de los primeros rankeados del circuito. Dom ha tenido que bajarse del Masters 1000 de Shanghai y es que parece que llega ya con la reserva a esta última parte de la temporada.

Thiem ya fue discutido a mediados de año cuando disputó de manera consecutiva siete torneos, desde el torneo de Munich que comenzaba el 25 de abril, hasta el torneo de Halle que comenzó el 13 de junio, parando sólo una semana justo antes del comienzo de Wimbledon. Dominic ha pasado a ser una estrella casi de la noche a la mañana y parece que todavía tiene que estudiar mejor con su equipo cómo planificar su calendario como lo que ya es, un top 10.

Él mismo reconocía hace unas semanas que no había organizado su calendario de la manera más adecuada. "Creo que no esperaba jugar tantos partidos y torneos y llegar tan lejos en todos ellos", comentó el austriaco tras retirarse en Toronto con unos problemas en su cadera. Thiem casi pensaba como alguien que espera entrar en el top 50, jugar todos los torneos que pueda para ganar puntos, pero no creía que podría llegar tan lejos en todos ellos haciendo que llegados a octubre ya haya jugado 76 partidos en el singles y 25 en el dobles. Demasiado tute para un cuerpo tan poco experimentado a sufrir esta carga de encuentros.

Mientras los tenistas del top 10 eligen su calendario con mimo, intentando llegar a los Masters 1000 y Grand Slams descansados y en la mejor forma física posible, jugando unos 13-15 torneos al año, Thiem ha jugado 28, casi doblando a sus compañeros, haciendo incluso que algunos de los torneos que ha jugado no le cuenten para el Ranking ya que según ATP, te cuentan los resultados en los 4 Grand Slams, 8 Masters 1000 obligatorios y los 6 mejores resultados obtenidos en ATP 500, 250 y torneos Challengers y Futures. Esto le hace perder 570 puntos. Unos puntos que casi le hubieran valido para meterse en el top 100 a cualquier jugador.

Dominic, ese chico que se entrenó en sus inicios en el bosque como si fuera un soldado, está comenzando a descubrir que el jugarlo todo no es la mejor opción, por muy joven que todavía sea y que su cuerpo pueda responder en cierta manera a la cantidad de horas que pasa sobre la pista. Sus retiradas en Toronto y US Open, además de sus derrotas tempranas en Chengdu y Beijing, le deben hacer ver que hay que planificar el calendario de una forma más inteligente, para llegar a final de año en otras condiciones.

Dominic Thiem, el tenista que fue entrenado como un soldado

Dominic Thiem, el tenista que fue entrenado como un soldado

Descubrimos la tremenda historia de Thiem al que su preparador, Sepp Resnik, le obligaba a hacer entrenamientos en el bosque, de noche y a temperaturas bajo cero.

Seguir leyendo

La semana que viene no le veremos en el Masters 1000 de Shanghai, un torneo donde hubiera podido obtener muchos más puntos (y dinero) si hubiera decidido descansar en estas dos semanas previas. Esperemos que para 2017 aprenda de sus errores y que elija un calendario más acorde a alguien de su nivel. Quizá así pueda seguir progresando todavía más. De momento, su presencia en el ATP World Tour Finals de Londres no está asegurada y aunque se encuentra octavo en estos momentos en la Race, tiene a sólo 375 puntos a Tomas Berdych.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes