Nadal se planta a un paso de las medallas

Rafa Nadal sigue avanzando en el cuadro individual de Río 2016 tras batir al francés Simon por 7-6(5) y 6-3 mostrando un tenis cada vez más sólido y efectivo.

Rafa Nadal suma y sigue en los Juegos Olímpicos de Río 2016. Ha derrotado en su duelo de los octavos de final al galo Gilles Simon por 7-6(5) y 6-3 en 2 horas y 2 minutos en un choque muy peleado en el primer set donde las idas y venidas de los dos fue la tónica predominante. Tras una primera manga de más de 1 hora, el español se hizo grande y fue netamente mejor que el francés, certificando así el pase a los cuartos de final y quedándose a un partido de disputar las medallas.

La primera gran prueba de los JJ.OO. para Rafa Nadal se presentaba en la ronda de octavos de final ante el francés Gilles Simon. Un choque a cara de perro, una batalla táctica y mental donde la paciencia y la actitud serían baluartes fundamentales para salir victorioso. Desde el arranque se vislumbró con claridad que el choque sería largo y disputado. El francés se mostraba impenetrable, tremendamente rocoso desde el fondo de pista, esperando los ataques de Rafa o sus fallos. El español no entró con las mejores sensaciones en el partido. Fue poco a poco cometiendo más y más errores permitiendo a Simon coger las riendas del primer set con 2-1 y saque.

Esas dudas que siempre genera Simon en sus rivales las estaba experimentando el balear. Lo bueno para él es que el de Niza tampoco iba sobrado de confianza. Con ventaja en el marcador empezaron a a caer los errores por su parte, permitiendo que Rafa se recuperara. El manacorí además supo espabilar y con algunas defensas excelentes se animaba y mostraba el puño. La inercia de ese contrabreak le llevaría a ponerse 4-2 arriba. Simon se había descentrado, había perdido el guion, fallando más de la cuenta. Rafa jugaba con mayor confianza, aún tímido con la derecha paralela pero con alta intensidad.

La inercia volvería a cambiar. El francés volvió a su juego, sólido y contraatacando con soltura, presionando al español y aprovechando la falta de acierto que le sobrevenía de cuando en vez al tenista de Manacor. El viento racheado tampoco ayudaba demasiado. Un momento clave estuvo en 5-4 y resto para Nadal. Ahí disponía de punto de set para adelantarse. Un fallo de resto incomprensible suponía dejarlo escapar. Rafa no supo jugar al máximo en esos momentos y el set acabaría marchándose tras más de 1 hora a la muerte súbita. En ella de nuevo las inercias a la palestra. Primero Nadal, metiéndole un 'passing' estratosférico de revés cruzado a Simon para después ver como el galo erraba tiros sencillos, dejando el set en bandeja con 5-1 para Nadal. El mallorquín empezó a despistarse y Simon se colocaba 5-5 sin hacer prácticamente nada. En ese momento clave, un duro peloteo finalizado con un error del francés propiciaba la segunda bola de set para Nadal. Esta sí caería y Rafa se apuntaba el primer parcial tras 1 hora y 17 minutos por 7-6.

Se antojaba decisiva la primera manga tal y como se había desarrollado. Simon acusó y mucho la decepción tras perder el primer set y se fue desvaneciendo. Rafa en cambio ganaba enteros, haciéndose más grande en la pista central e imponiendo su consistencia y solidez. Incluso ganando un puntito de agresividad que agobiaba al francés. Primer juego y primer break para el manacorí que encontraba una autopista hacia la consecución del segundo parcial. Los errores no forzados de Simon no paraban de caer. No sabía muy bien como abordar a Rafa.

Sin gran brillantez tampoco, pero muy firme y sin titubeos, Nadal iba acercándose a la victoria y el pase a cuartos del torneo olímpico. Simon ponía su juego en el marcador y el 4-1 y doble break abajo aunque cerca estuvo Rafa de materializar una tercera rotura. Simon se puso en modo supervivencia cuando estaba con el agua al cuello y recuperaba una rotura, poniendo toda la carne en el asador, dejándose la piel en la pista. Pero con 5-3 y saque no pudo aguantar más. Rafa apretó los dientes y sacó un revés ganador fantástico, volviendo a pasar en la red al francés. Una buena subida a la media pista forzaba el error de Simon y certificaba la tercera victoria de Nadal en Río, lo que supone que estará en los cuartos de final, donde se medirá a Bellucci o Goffin por un puesto en semis.

Comentarios recientes