Bautista pone a España al borde del play-off

Roberto Bautista despacha con tremenda solvencia y superioridad al rumano Adrian Ungur por 6-3, 6-2 y 6-1 y sella el 2-0 para España en Cluj.

Gran victoria de Roberto Bautista en la pista cubierta de la Sala Polivalenta de Cluj-Napoca donde han conseguido desquitarse de tantos sinsabores que ha vivido con España en la Copa Davis. Ha conseguido el segundo punto para la Armada en su compromiso contra Rumanía merced a su triunfo sobre Adrian Ungur por 6-3, 6-2 y 6-1 en menos de 1 hora y media de juego. El castellonense ha sido muy superior en todo momento, mostrándose muy rocoso en el fondo, inhabilitando el juego directo del rumano.

Roberto Bautista tenía ante sí una excelente oportunidad de empezar a crecer con el equipo español de Copa Davis tras varios reveses. Tenía la oportunidad de poner a España con 2-0 a favor el viernes tras la victoria de Feliciano López sobre Marius Copil. El castellonense salió muy decidido, jugando muy suelto y agresivo, mostrando al inexperto en estas lides Adrian Ungur quien era el que mandaba.

No tardaría mucho Bautista en marcharse en el marcador. Siendo muy directo desde el resto, ahogaba al rumano que estaba todavía algo perdido por la pista, lento de reflejos y fallón con sus golpes. Roberto no perdonaba y ampliaba la ventaja a pesar de algunos ramalazos de Ungur, demostrando el rumano la calidad que también atesora a pesar de no estar ahora entre los 100 primeros del mundo. Un nuevo break del castellonense y 5-1. Todo iba demasiado rápido, demasiado fácil. Ungur bajaría los humos y el optimismo español reaccionando y haciendo un tenis muy directo, jugándose los golpes y descentrando ligeramente a Bautista, que no obstante y a pesar de perder una rotura de ventaja, cerraría por 6-3 el primer parcial volviendo a coger las riendas.

Sin descanso. Roberto Bautista, siendo fiel a sí mismo no bajaba el pistón en el segundo set. Con un fantástico passing hacía una nueva rotura, la tercera del partido y arrancaba el segundo set con saque a favor. Pudo ser aún mayor la ventaja en el siguiente saque del rumano. Un juego larguísimo en el que Bautista quería sentenciar casi el set y donde Ungur sacó el orgullo y con grandes golpes y juego de ataque, mostrando un excelente revés paralelo, aguantaba y hacía su primer juego. Pero el español era demasiado rodillo, demasiado sólido, demasiado acertado con sus ataques y defensas para el tenista de Pitesti. La segunda rotura acababa cayendo y esta vez con más comodidad que en el primer set, Bautista cerraba el segundo acto por 6-2, haciendo un tenis muy solvente y serio, anulando al rumano que no sabía como derribar la defensa española. Una montaña tenía ante sí.

La tercera manga tendría aún menos historia. Roberto se marchaba en el marcador con mucha rapidez, viendo como el rumano erraba una de las tantas dejadas que probó, algunas muy buenas, esta no tanto. El rodillo del castellonense continuaba, sin fallos, sin mostrar el mínimo resquicio a Ungur para la hipotética remontada. Uno tras otro iban cayendo los juegos para Bautista. La batalla en el fondo y en la red era ardua pero casi siempre salía ganando el español. En poco más de 25 minutos Bautista sellaba por 6-1 el tercer set y por consiguiente el choque, poniendo un 2-0 para la Armada. España rozando el pase a la siguiente ronda de la Copa Davis, rozando el play-off.

Comentarios recientes