Magnus Norman: “Federer hace cosas con la pelota que nadie más puede hacer”

Norman valora los cambios realizados con Wawrinka y su trayectoria, mientras admite que los duelos de Stan con Federer son especiales

El extenista sueco Magnus Norman, actual entrenador de Stan Wawrinka, analiza la figura del jugador suizo y su progresión durante los dos últimos años en una entrevista a Le Temps.

“Su mejoría es una combinación de varios factores. Se debe al trabajo de muchos años, incluso antes de que yo llegara, especialmente con Pierre Paganini (preparador físico). Y todo está en su sitio porque él se ha hecho más fuerte a nivel físico y mental. Es capaz de hacer cosas que yo no veía hace un año”, reflexiona Norman.

Wawrinka.

El técnico sueco opina que su mayor aportación a Wawrinka se ha producido en el ámbito mental: “Es una cuestión de confianza, de actitud, de enfoque del partido y de saber jugar los puntos importantes. Éste es el aspecto en el que creo que he aportado algo. Quiero que sea como un tigre, y creo que lo ha conseguido. Se trata de demostrar a todos, y especialmente a sí mismo, que realmente quiere ganar”.

“Antes mostraba signos de fragilidad y era fácil de desestabilizar. Es algo de lo que me daba cuenta como entrenador rival. Le faltaba agresividad en los puntos importantes. Los mejores no hacen regalos, tienes que merecer la victoria, y para eso, tienes que ser agresivo”, asegura Norman.

Wawrinka y Federer.

Por otra parte, el entrenador de Wawrinka admite que los duelos entre su jugador y Roger Federer son especiales: “Es extraño jugar contra Roger. Estamos hablando del mejor jugador de todos los tiempos. Es complicado para Stan. Aunque sé que sus emociones van a ser diferentes, intento prepararle como si jugara contra Djokovic, Murray o Nadal, teniendo en cuenta que Federer hace cosas con la pelota que nadie más puede hacer. Es fascinante ver al mejor jugador de todos los tiempos buscando nuevas soluciones. Cuando yo jugaba, observé lo mismo en Agassi”.

Pese a la mejoría de Wawrinka en los dos últimos años, Norman reconoce que su jugador sigue acusando cierta irregularidad: “Stan todavía tiene partidos malos en los que no puede mostrar de lo que es capaz. Si logra mejorarlo, alcanzará la regularidad. Al mismo tiempo, su impredecibilidad es lo que a la gente le gusta de él. Piensan si verán al Stan bueno o al malo, es intrigante. Y de algún modo, él es así, está en su personalidad”.

Wawrinka y Norman.

“Entiendo bien su forma de ser. A veces ni siquiera necesitamos palabras. Veo muchas similitudes entre su forma de manejar la presión y la mía cuando jugaba”, afirma el sueco. Por último, Norman confiesa que ganar un Grand Slam no era su meta cuando comenzó su etapa con Wawrinka: “Honestamente, no era algo que tuviéramos como objetivo. Hay muchos jugadores buenos ahora. Nuestro objetivo era mejorar diariamente. Sabía que tenía potencial para lograr cosas buenas, pero ganar dos Grand Slams en tan poco tiempo, es algo que no esperaba”.

Comentarios recientes