El tenis no es rentable para las cadenas privadas

El Mutua Madrid Open ha dejado unas audiencias pésimas en La Sexta. A partir del año que viene y hasta 2019, se emitirá en TVE.

El grupo Atresmedia ha emitido durante los últimos años el torneo del Mutua Madrid Open con resultados de audiencia bastante flojos en términos generales exceptuando los partidos del último domingo, es decir, la final. El mallorquín llegó a este último partido en cuatro de los últimos cinco años, haciendo que la audiencia subiera significativamente, algo que no ocurrió en 2012 cuando la final la protagonizaron Berdych y Federer. En este 2015, último año que Atresmedia retransmitió el torneo, las audiencias han sido las más flojas desde 2012, año de la tierra azul.

Y es que el tenis en España es un deporte minoritario que no engancha a una gran cantidad de espectadores excepto cuando juega Rafael Nadal. Esto hace que para una cadena privada, el desembolso que requiere adquirir los derechos de un evento como este de varios millones de euros, además del coste de mano de obra de trabajo para retransmitirlo, no salga rentable ya que no se obtiene suficiente beneficio para cubrir costes.

La final de ayer 10 de mayo entre Rafa Nadal y Andy Murray fue vista por 1.796.000 personas, lo que corresponde al 15,9% de la audiencia. Respecto al año anterior, pierde unos 100.000 espectadores aunque sube un 0,9% en share (Fuente: Kantarmedia). Estas son las audiencias de las últimas finales del Mutua Madrid Open:

2011 (8/05) entre Rafael Nadal y Novak Djokovic: 2.753,000 y 21,1%

2012 (13/05) entre Roger Federer y Tomas Berdych: 508.000 y 4,2%

2013 (12/05) entre Rafael Nadal y Stan Wawrinka: 1.968.000 y 14,2%

2014 (11/05) entre Rafael Nadal y Kei Nishikori: 1.892.000 y 15,0%

Reseñable la diferencia de un año como el 2012 al del año anterior cuando Nadal y Djokovic se batieron el cobre en la Caja Mágica. Las audiencias entre semana tampoco fueron mejores. LaSexta tiene una audiencia que ronda el 8% cada tarde gracias a los programas de Zapeando y Más vale tarde. Esta semana anterior, sus números rondaron el 3% con los partidos de otros tenistas como Ferrer o Verdasco y sólo los de Nadal dieron mejores resultados (5,9% contra Johnson, 5% contra Bolelli y 7,6% ante Berdych).

Estos números son bastante malos para una cadena privada como LaSexta, cuya audiencia media diaria es de casi el 8%. En cambio, no serían nada malos para una cadena pública y de menos seguimiento como es Teledeporte. RTVE ha adquirido precisamente los derechos del Mutua Madrid Open desde el año que viene hasta 2019. En términos de audiencia, a ellos les vendrá mejor esos números que a la cadena de Atresmedia.

Esto supondrá una alegría para el aficionado al tenis ya que LaSexta, siendo cadena privada, emitía sólo uno o dos partidos al día. Teledeporte, cadena temática enfocada al deporte y pública, se puede permitir cubrir la práctica totalidad de los encuentros del torneo.

Una vez más, se demuestra que el tenis para una cadena privada no sale rentable exceptuando el caso de que sólo emitan en abierto una final de Rafael Nadal, como es el caso de Cuatro o Telecinco que emitieron algunas de las finales de Grand Slam de los últimos años del balear mientras el resto del torneo se ofreció a través de pago. De momento, podremos seguir viendo algo de tenis en abierto y nos entra de todo al pensar qué será del tenis en TV cuando Rafael Nadal se retire.

Comentarios recientes