Nadal se planta en 'semis'

Rafa Nadal alcanza las semifinales del Mutua Madrid Open tras doblegar a Dimitrov en un partido de escaso lustre. Ambos dieron un nivel francamente bajo

Exultante a pesar de no brillar. Así acabó el número 4 del mundo su choque ante el búlgaro Grigor Dimitrov. Sin encontrar aún un alto nivel de juego, la victoria supone para el mallorquín alcanzar de nuevo la penúltima ronda en otro Masters 1000 en esta gira de arcilla. Un campamento base al que Rafael Nadal llega sin tener las cosas del todo claras sobre la pista. Buscará una nueva final en Madrid ante el ganador del John Isner y Tomas Berdych.

Con una estrategia clara en su previa y desarrollo, el balear buscó en todo momento mantener aislado a Grigor de su drive, cargando el desdibujado revés del discípulo de Roger Rasheed. Con un 0-5 en el H2H ante Rafa, Dimitrov no mostró los suficientes galones para hacer partido a un Rafa aún bastante irregular, con algunos problemas de velocidad y peso en su derecha. Un contrabreak en el cuarto juego del primer set dejaba claro que las dudas, los errores y los vaivenes psicológicos dominarían la narrativa del encuentro.

Rara vez se encontró la inspiración en ambos jugadores. Irregulares porcentajes al servicio, pocos ganadores, pocos errores forzados y muchísimos nervios y poca solidez. El inestable revés del búlgaro y las imprecisiones de Rafa se fueron alternando para dominar el encuentro. En ningún tramo de la cita coincidieron niveles altos de juego en los intercambios.

Con un primer set gris en el bolsillo del español, el partido no diferió demasiado de lo hasta el momento sucedido. Grigor se hizo con break, poniéndose con 3-1 arriba. De igual manera, su juego no era lo suficientemente estable como para garantizar su consolidación. Rafa igualó a 3 y devolvió las dudas a un Grigor que se fue descomponiendo en los últimos cinco juegos del choque, rompiendo su raqueta y cometiendo crasos errores con su devolución y su agujereado revés.

Nadal no brilló y no despejó demasiadas dudas pero ganó en confianza, no necesitó el set definitivo para lograr una victoria del todo necesaria para dar continuidad a la línea que él y su equipo venían buscando en la capital española. Dimitrov apenas compareció, demostrando que en este 2015 no termina de dar con la tecla ante los top-10 (10-36 en victorias/derrotas).

Comentarios recientes