El día en que el tenis pasó a ser "abierto"

Tal día como hoy, 22 de abril pero de 1968, arrancó el primer torneo de la ‘Era Open’, poniéndose fin a la diferenciación entre tenistas amateurs y profesionales.

Los años 60 fueron sin duda una de las décadas más revolucionarias de todo el siglo XX. Importantísimos cambios de toda índole se sucedieron en pos de la libertad, la igualdad y los derechos humanos. El mundo del tenis no fue ajeno a esta corriente. El 22 de abril de 1968 quedó para la historia de este deporte como el primer día en que amateurs y profesionales se citaban en un mismo torneo y medían entre sí sus fuerzas. Comenzaba la Era Open.

Ver Tenis en directo

Retransmisión en directo

00:00 / 90:00
Ver Tenis en directo
  1. Inicia sesión o Regístrate
  2. Abre el reproductor de streaming y selecciona el deporte.
  3. Ver el partido online, bet365 ofrece más de 100.000 eventos en vivo al año.
Antes de unirte a bet365 con el fin de ver el partido o cualquier otro evento vía emisión en directo, comprueba con bet365 si, dependiendo de tu lugar de residencia, puedes ver la emisión del evento en directo. Todo lo que necesitas es una cuenta con fondos.

El amateur escocés John Clifton y el profesional australiano Owen Davidson tuvieron el honor de ser los primeros contendientes de esta nueva era del tenis. La 13.43 hora local, momento en el que puso la bola en juego Clifton, marcó el inicio de la ‘Era Open’, el pistoletazo de salida a una nueva y mucho más atractiva concepción de este deporte.

El British Hard Court Championships auspició este hito de la historia del tenis. Anteriormente los y las tenistas profesionales tenían vetada su participación en los grandes eventos de la temporada como los Grand Slams, Copa Davis y los organizados por la ILTF (International Lawn Tennis Federation). Solo los amateurs podían disputarlos. Es decir, aquellos que no eran ‘subvencionados’ por jugar, que no estaban bajo las directrices de un promotor, al modo del boxeo.

La localidad costera de Bournemouth, al sur de Inglaterra, fue el enclave que albergó la primera competición ‘abierta’. A pesar de la denominación de ‘Hard Court’, que puede llevar a engaño, las pistas del The West Hants Club eran de tierra batida en contraposición a las ‘soft courts’ de hierba.

A pesar de algunas bajas, casi todas las grandes figuras del tenis masculino y femenino bajo contrato estuvieron presentes en este histórico evento. En el cuadro de hombres Laver, Rosewall, Emerson, Pancho González, Stolle o Andrés Gimeno eran algunas de las estrellas que fueron de la partida.

Había mucho expectación entre el público asistente al torneo y entre los medios de comunicación ante la perspectiva de que un tenista menor, que no era respaldado económicamente, pudiera dar la campanada y ‘humillar’ a todo un profesional. El amateur británico Mark Cox se erigió como el héroe de su gremio y de los aficionados. Cox logró doblegar a Pancho Gonzales y Roy Emerson, dos ‘pros’, antes de caer en semifinales con ‘The Rocket’ Laver.

Los organizadores del torneo quedaron encantados con el espectáculo que brindó esa edición del evento. A pesar de algunas sorpresas, la final deparó un duelo por todo lo alto entre Rod Laver y Ken Rosewall, con triunfo para este último. Mientras que en categoría de féminas, la gran Virginia Wade se impuso a Winnie Shaw en el duelo final. El premio para el campeón masculino fue de 2.400 dólares y de 720 dólares (16.000 y casi 5.000 a niveles de hoy en día) en el cuadro femenino. Esta diferencia fue la causante del boicot por parte de jugadoras de la talla de Billie Jean King.

Poco más tarde, Roland Garros sería el primer Grand Slam con este nuevo sistema. La creación de la ATP y sucesivamente la de la WTA, consolidaron el panorama tenístico que ha llegado hasta nuestros días.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter