Murray y el placer de jugar contra tenistas zurdos

Murray venció a Feliciano López, se metió en semifinales de Indian Wells y volvió a demostrar que se siente cómodo jugando contra tenistas zurdos.

Andy Murray tiene un gran porcentaje de victorias frente a jugadores zurdos. Se siente cómodo jugando contra ellos y no sufre como suele hacerlo la mayoría de tenistas. El escocés se adapta a la perfección a los efectos y salidas de los zurdos. Anoche agrandó su particular cara a cara ante Feliciano López a 10-0.

Murray cree que su infancia le condicionó favorablemente a la hora de enfrentarse a tenistas que empuñan la raqueta con la mano izquierda. “La única explicación (a que se le dan bien los zurdos) puede ser que crecí junto a mi hermano (Jamie, zurdo) y que fue la única persona con la que entrené hasta los once o doce años. El efecto de los zurdos es casi como más natural para mí. Crecí jugando contra un zurdo que no con un diestro por lo que es más natural. Tal vez no encuentro el efecto de los zurdos como un reto tan complicado como el resto de jugadores”, se sinceró el británico.

Andy Murray muestra una gran superioridad contra gran parte de los tenistas zurdos dentro del actual top 100.

v. Feliciano López: 10-0

v. Jürgen Melzer: 7-0

v. Fernando Verdasco: 10-1

v. Gilles Muller: 3-0

v. Donald Young: 4-1

Eso sí, hay un zurdo que se le atraganta como a la absoluta mayoría del circuito: Rafael Nadal (5-15). El balear es uno de los jugadores que puede sacar pecho de tener favorable el cara a cara contra todos los tenistas del mundo salvo alguna que otra aislada excepción como Nikolay Davydenko (5-6), Alex Corretja (0-2), Nick Kyrgios (0-1), Borna Coric (0-1), Dustin Brown (0-1) o Dominik Hrbaty (1-3), entre otros. A los otros, les gana a todos.

Contra Feliciano, Murray jugó un partido sólido de principio a fin y volvió a demostrar que es de los mejores del mundo en la actualidad y que aspira a pelear por el número uno del mundo. “Pienso que jugué un buen partido. Las condiciones ahí fuera eran complicadas. Especialmente en el primer set había mucho viento y muchos de los jugadores ya hablamos de lo difícil que es controlar la pelota y lo viva que está. Todo esto lo hizo más complicado”, resumió el escocés. “Lo mejor que hice hoy (por ayer) fue que lo pasé bien y tiré buenos globos cuando vino hacia delante. Se lo puse difícil para venir a la red y lo mantuve en el fondo de la pista, en la base, lo que me ayudó”, agregó.

A pesar de su facilidad para jugar contra tenistas zurdos quiso aclarar que no son todas sonrisas cuando sabe que le toca enfrentarse a uno de ellos. “No voy a la pista pensando ‘Oh, juego contra Feli, esto es genial o es un partido fácil’. No. Él es un jugador con muchos trucos, un rival muy duro y en la actualidad está jugando el mejor tenis de su vida”.

En semifinales se verá las caras contra el número uno del mundo. Murray confiesa que para ganar a Djokovic no hay una clave sino que es un cúmulo de situaciones que tiene que manejar a la perfección. “No hay una cosa en particular, va a ser un partido durísimo. Se tiene que sacar bien, restar bien y cuando tienes alguna oportunidad esperar a jugar bien y ejecutar tu táctica. Cuando uno juega contra los mejores del mundo no tiene muchas oportunidades pero esas hay que aprovecharlas”.

Lamentablemente para él, Novak Djokovic, a día de hoy, sigue siendo diestro.

Comentarios recientes