Stefan Kozlov se hace con la Orange Bowl

El estadounidense de 16 años se hace con el título en este prestigioso torneo para jóvenes promesas del tenis después de cuatro finales disputadas en el pasado.

A la cuarta fue la vencida para Stefan Kozlov que se ha llevado el título en la Orange Bowl después de vencer a Stefanos Tsitsipas por un marcador de 2-6, 6-3, 6-2. El joven de 16 años se reafirma como uno de los mejores jugadores juniors del mundo y de los más prometedores. Es la gran esperanza de Estados Unidos, un país sin un referente claro en el tenis desde hace años.

Hace una semana hablábamos de quiénes podrían ser el fúturo 'Big Four' en el tenis de aquí a unos años. Kozlov era uno de ellos y tras la victoria en la Orange Bowl se presenta como una de las más claras esperanzas de un país que siempre ha tenido a grandes referentes y dominadores en el tenis pero que desde hace unos años carece de alguno. Tan sólo John Isner ha salvado el orgullo del país en los últimos dos años pero no es un jugador que pueda aspirar a ganar torneos de Grand Slams.

El próximo 'Big Four'

El próximo 'Big Four'

Intentamos descubrir quiénes podrán formar el próximo 'Big Four' del tenis de aquí a unos años. Descubre qué cuatro tenistas menores de 20 años hemos elegido.

Seguir leyendo

Kozlov es uno de los mejores chicos de la camada del 97-98 y se une así a otros jóvenes estadounidenses que podrían ser interesantes de seguir como Dennis Novikov (21 años, 331º del mundo), Jared Donaldson (18 años, 261º del mundo), Mitchell Krueger (20 años, 383º del mundo), Bjorn Fratangelo (21 años, 266º del mundo) y por supuesto, Jack Sock (22 años, 42º del mundo).

Muchos son los que tienen en Stefan grandes esperanzas de volver a tener en Estados Unidos a un campeón de Grand Slam ya que desde Andy Roddick en 2003 y en el US Open no han vuelto a ver a un norteamericano levantar un major después de una época dominada principalmente por Europa con Roger Federer, Novak Djokovic y Rafael Nadal. Sus movimientos, su técnica y su calidad son alabados por muchos entendidos del tenis que solamente ven en su altura (1,78 m.) su punto débil aunque aún tiene muchos años por delante para seguir creciendo y poder enfrentarse con mayores garantías a esos tenistas que ya con 17-18 años tienen alturas de 1,98 m. o 1,85 m. como Zverev o Coric, los que seguramente en unos años serán sus principales rivales en el circuito.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes