Sam Groth: "Federer no pelea todos y cada uno de los puntos"

El rival de Roger Federer hoy, el australiano Samuel Groth, se agarra a su servicio y lo que Federer le conceda para competir sobre la Arthur Ashe

Roger Federer cruza esta noche miradas con su segundo escollo en Flushing Meadows, camino del que podría ser su 18ª Grand Slam de su carrera. El rival, un desconocido que actualmente no lo es tanto y que subrayó su nombre por lograr un récord mediáticamente recordado. Sam Groth, ante el partido de su vida.

25.000 espectadores, sesión nocturna, una leyenda viva al otro lado de la red. Las sensaciones que experimentará Samuel Groth, australiano de 26 años, serán únicas. No las ha vivido antes pero está más preparado que nunca en su trayectoria. A pesar de su modesta carrera, Groth está en el mejor momento deportivo de su vida.

Hace apenas dos días ganaba su primer partido en un cuadro final de Grand Slam -como Lorenzi, Coric o Víctor Estrella-, y en julio alcanzaba las semifinales en Newport, mejor resultado a nivel ATP -ha ganado 17 títulos Challenger-, alcanzando su mejor ranking (Nº92). El aussie sabe que tiene pocas opciones; Federer viene jugando extraordinariamente bien, pero también reconoce que la estrategia de partidos del suizo le deja oportunidades para forzar parciales cerrados y poder competir.

"A veces no es ese tipo de jugador, como lo es Rafa Nadal, que lucha todos y cada uno de los puntos. No sé cómo explicar lo que quiero decir; no quiero decir que enfrentarse a Roger sea más fácil que hacerlo con Rafa, pero observo que Federer activa su mejor versión solo si el rival le comienza a poner en apuros".

El nivel competitivo de Federer, incluso el más alto, deja momentos de relajación, no aprovecha bolas de break que quizás terminarían de cerrar un parcial o el propio partido y eso son algunas oportunidades de más que, entiende Groth, son la balsa a la que poder agarrarse. Esa y por supuesto, su servicio.

"¿Mi plan de juego? Tratar de estar cerca del marcador y del partido y para ello necesito alta efectividad con mi servicio" (declaraciones extraídas de Tennisworldusa.com). Groth 'salió a la luz' cuando en mayo de 2012 batió el récord de más velocidad al saque, con 263kh/h, superando los 251 km/h de Ivo Karlovic. También ostenta el récord de servicio más rápido del Abierto de Australia (232 km/h). El único arma de gran nivel para intentar dar una de las sorpresas del año.

Comentarios recientes