La transformación del US Open

Nuevas pistas, más gradas, más cámaras de televisión. El US Open busca ser el mejor Grand Slam de todos. Echa un ojo a qué mejoras traen

El US Open tiene como proyecto convertirse en el mejor Grand Slam de todos y ya este año los espectadores que acudan a Flushing Meadows podrán ver varias mejoras. Nuevas pistas de entreno, más gradas en las pistas más pequeñas, más cámaras de televisión y más equipamientos y servicios para los fans. Todo, pensado para el público.

Y es que han añadido nuevas gradas elevadas en las pistas de entreno 4, 5 y 6 lo que permitirá a los espectadores el poder ver las tres pistas de manera simultánea. Antes, sólo se podía ver la pista en cuestión desde un lateral. En total, hasta 1.300 personas podrán ver los entrenos en estas pistas, acompañados de nuevas instalaciones con equipamientos y servicios nuevos.

El director del US Open, David Brewer, en unas declaraciones recogidas en la web del torneo, comenta: "A lo largo de los últimos años en especial en los eventos del circuito, hemos visto como cada vez hay zonas de entreno mucho más abiertas y los jugadores se adaptan a eso rápidamente. Están acostumbrados a eso, precisamente. Creemos que este año la nueva zona de entrenamiento en el National Tennis Center va a ser muy bien recibida. Va a ser el tipo de experiencia en la cual los fans pueden pasear, ir de pista en pista y ver a muchos de sus favoritos a la vez".

También habrá una nueva pista con cobertura televisiva: la número 5. Esto hará que sean hasta siete las pistas del US Open que tengan acceso de televisión para los espectadores de todo el mundo. La pista dispondrá además de dos pantallas grandes de video y sistema electrónico (challenge) en las líneas.

Alguno de estos cambios irán produciéndose poco a poco desde ahora al año 2018. Crearán una galería en el exterior del recinto para que los espectadores puedan ver cómo quedará todo una vez concluya el proyecto, cuyo punto más importante será la de disponer de techo retráctil en la pista central Arthur Ashe para la edición de 2016. Esta es la cronología de cambios que podrán verse desde ahora hasta 2018:

US Open 2014: Tres pistas – 4, 5 y 6 – y cinco nuevas pistas de entrenamiento construidas en la zona noroeste junto a una zona de exposición de dos plantas y 30 pies para los fans.

US Open 2015: Partes de la zona sur del campus se expandirán para aliviar el trafico de la zona. Estas aceras ensanchadas eventualmente conectaran la Pista 17 con el nuevo Grandstand.

US Open 2016: Un techo completado y operativo en el Estadio Arthur Ashe; un nuevo estadio Grandstand; 10 pistas reconstruidas; más remodelaciones del campus sur.

US Open 2018: El debut de un nuevo Estadio Louis Armstrong.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes