Nadal supera sus miedos ante Raonic

El número uno del mundo salió victorioso de una noche de sufrimiento ante Milos Raonic y alcanza las semifinales en Miami. Na Li pasa a la final femenina.

La inseguridad de Rafael Nadal convirtió su enfrentamiento ante Milos Raonic en una novela de suspense. El jugador balear fue irregular, pero superó sus miedos con un ramalazo de carácter en la recta final y se cita con Tomas Berdych en las semifinales de Miami que se disputan este viernes. En chicas, la china Na Li venció en tres sets a Cibulkova y se medirá a Serena Williams en la final.

A diferencia de las rondas anteriores en Miami, Nadal jugó sin la autoridad propia del mejor jugador del mundo. Mostró un temor excesivo ante un rival, Milos Raonic, incapaz de arrebatarle un set en los cuatro precedentes entre ambos.

Para Nadal era un partido de aguantar y aprovechar oportunidades. Raonic concedió demasiadas, pero Nadal las afrontó tenso, presionado, sin convicción. El canadiense empezó entonado al servicio, convirtiendo saques de 225 kilómetros por hora en una rutina, pero tenía un agujero negro en su revés del que Nadal sacaba petróleo cuando lo exploraba. Sin embargo, el tenista balear insistía hacia el otro lado y la derecha invertida de Raonic complicaba los intercambios a Nadal.

Milos Raonic.

Rafa amenazaba el servicio de Milos pero no lo conquistaba. Las ocasiones perdidas acumularon una tensión en Nadal que se reflejó en dos dobles faltas con las que dilapidó el primer set. Sin embargo, el resultado de este parcial no espoleó a Raonic, irregular por naturaleza. El paso de los minutos quitó frescura y claridad de ideas al canadiense, cuyo servicio fue más terrenal.

Ante la mirada de Arantxa Sánchez-Vicario desde la grada, Nadal se mantenía en pie y sentenciaba la segunda manga mientras Raonic se desmoronaba. El cambio en el marcador no era consecuencia de una mejoría del español, sino de una crisis profunda del canadiense.

Nadal no escapaba de su inseguridad, de golpes sin mordiente y profundidad, de un revés que no funcionaba. El partido volvió a la igualdad cuando Raonic recuperó su identidad. Mediado el tercer set, cuando Nadal se vio más amenazado, tuvo un ramalazo de carácter que marcó la diferencia. Se autoexigió mayor determinación en la pista y desplegó el potencial de su derecha, adormecida hasta entonces. Este paso adelante le llevó a descargar la rabia acumulada con el “vamos” más sentido del partido. La actitud positiva en la recta final dio el triunfo a Nadal (4-6, 6-2, 6-4) en una noche que le da pocos motivos para dormir tranquilo.

24 horas después le espera Tomas Berdych, que no gana al español desde Madrid 2006. Nadal ha vencido en sus 16 últimos enfrentamientos con el checo, un balance sorprendente ante un jugador de su calibre. Sin embargo, será la inseguridad mostrada hoy el primer obstáculo que Nadal deberá superar para alcanzar la final de Miami.

Las semifinales masculinas se disputan este viernes con los siguientes horarios en España:

20:00. Djokovic – Nishikori

00:00. Nadal – Berdych

La china Na Li, segunda cabeza de serie del torneo, alcanzó la final femenina con una trabajada victoria ante la eslovaca Dominika Cibulkova (7-5, 2-6 y 6-3). La china superó un marcador adverso en el tercer set (1-3) y retará a Serena Williams en el partido por el título. Li, que sólo ha superado a Williams en uno de sus 11 enfrentamientos (Roma 2012), buscará la sorpresa en 'territorio Serena'. La número uno del mundo, seis veces campeona en Cayo Vizcaíno, luchará por lograr su séptimo título.

Comentarios recientes