Berdych estará en semifinales

El tenista checo alcanza las 450 victorias en su carrera tras derrotar a Dolgopolov, 6-4 7-6. Disputará su 15ª semifinal de Masters 1000

Tomas Berdych es el tercer semifinalista del Masters de Miami tras lograr una trabajada y convincente victoria ante el ucraniano Alexandr Dolgopolov por 6-4 y 7-6. El checo recuperará el top5 ATP el próximo lunes y alcanza las 450 victorias en su carrera. El partido fue suspendido por lluvia con 4-4 en el electrónico del primer parcial. Berdych luchará con un puesto en la final ante el ganador del Nadal-Raonic.

Dos de los mejores jugadores de 2014 se vieron las caras de nuevo, en un cara a cara dominado hasta el momento del partido por el checo (3-0, siempre en Masters de Canadá). El ucraniano viene descendiendo en una particular rampa de inercia positiva que le ha llevado a dejar a tras a jugadores de la talla de Raonic, Wawrinka, Fognini o Rafa Nadal entre otros tantos grandes jugadores, con semifnales en Indian Wells y Acapulco o la final de Rio de Janeiro. Berdych por su parte ya ha conseguido un título, en Rotterdam, final en Dubai y semifinales del Australian Open, con borrones en Doha e Indian Wells.

La iniciativa del encuentro corrió en su mayor parte a cargo del tallo checo, atrevido y confiado en abrir la pista en todos los intercambios en los que Dolgopolov templaba la esfera con el ánimo de mantener a Berdych en pocas revoluciones, con muchos envíos a su revés e intentando contragolpear por detrás de la línea en cuanto Tomas pasara al ataque. En su partido ante Roger o el propio Berdych, se ha visto en Dolgopolov un jugador más matizado en su heterodoxa estructura de juego, pasando al ataque con el ansia habitual desde el drive, el famoso látigo ucraniano, pero más pausado y constructor con el revés, algo más paciente y a la expectativa de cruzar la pista en momentos posteriores.

La clave estuvo en el servicio, donde Berdych se labró las ventajas que decantaron el marcador. Alexandr jugó con un 48% de primeros y tan solo ganó el 35% de los puntos jugados con segundo, circunstancia donde se notó la diferencia de envergadura a la hora tomar la iniciativa y de poder corresponderla con garantías. Berdych estuvo muchísimo más seguro desde el primer golpe y consiguió porcentajes más provechosos, un fantástico 69% de primeros y un balance sensacional de 26-20 en winners-no forzados. The Dog dibujo un 20-29.

El partido, de igual manera, fue igualado, hasta el punto de tener el ucraniano 4-2 y 5-4 al servicio para cerrar la segunda manga. No pudo jugar con primeros y Berdych abrió la mano hacia las líneas para forzar un tie break que apenas tuvo color. Tomas desplaza a Ferrer del top5 y disputará su 15ª semifinal en categoría Masters 1000. Siempre peligrosísimo en pistas duras a tres mangas. En el horizonte Raonic o Nadal, su particular muro deportivo.

Comentarios recientes