Nadal y Federer, más rápidos que el viento

Repasamos todo lo acontecido en la tarde-noche del martes en Miami, donde algunas estrellas del tenis brillaron antes de comenzar las rondas finales

Rafael Nadal volvió a convencer en Miami.
Rafael Nadal volvió a convencer en Miami.

Rafael Nadal y Roger Federer alcanzaron los cuartos de final del Masters 1000 de Miami con un tenis dominante. El español no dio opción a Fabio Fognini y se enfrentará a Milos Raonic, mientras el suizo se paseó ante Richard Gasquet y se medirá a Kei Nishikori. Novak Djokovic y Andy Murray protagonizan el partido estrella de los cuartos de final que comienzan este miércoles. En el cuadro femenino, Serena Williams arrolló a Angelique Kerber y se cita con Maria Sharapova en semifinales.

Rafael Nadal y Roger Federer siguen despejando dudas del pasado en Miami. En una tarde-noche con un fuerte viento que incomodaba a los tenistas, los dos jugadores más exitosos del siglo XXI alcanzaron la excelencia con breves monólogos.

El de Nadal ante Fabio Fognini comenzó tras un pequeño susto. Un paquete sospechoso en Crandon Park demoró el comienzo del partido alrededor de 20 minutos. Ni siquiera este incidente descentró a Nadal, con un salto cualitativo importante en su juego respecto a Indian Wells. Plenamente recuperado de su lesión lumbar, con una cantidad y calidad de entrenamientos adecuada, y con el chip de la agresividad recolocado en su mente.

El saque vuelve a ayudar a Nadal, sus golpes de fondo han recuperado profundidad, y la precisión de sus paralelos es un síntoma inequívoco de su convicción en la pista. Fognini fue incapaz de desbordarle. Apenas ganó uno de los doce primeros puntos del partido y en 13 minutos ya soportaba un lastre de cuatro juegos.

El italiano lucía un aparatoso vendaje en su muslo izquierdo, aunque era su costado lo que parecía incomodarle. Fognini dialogaba con el fisio pero decidía no abandonar la lucha, aunque interpretaba su habitual obra de teatro cuando el lenguaje de la raqueta le supera. Lanzó su raqueta contra el suelo, reprochó a una recogepelotas su imprecisión al lanzarle la bola, tuvo brotes de genialidad y se despidió de la pista central de Crandon Park con algunos abucheos como sonido de fondo.

Nadal nunca se desestabilizó y logró una victoria rápida (62 minutos) con un marcador que refleja la duración del partido: 6-2 y 6-2. Sólo perdió tres puntos al servicio. Su rival en los cuartos de final será Milos Raonic, que derrotó a Benjamin Becker con un juego irregular. El canadiense estuvo intratable con su saque en el primer set, cediendo un solo punto. El tenista alemán no atinaba con su primer servicio y apenas incomodaba a Raonic en los intercambios. Sin embargo, Milos fue muy vulnerable en la segunda manga. Perdió su fiabilidad desde el fondo de la pista y salvó ocho puntos de break gracias a su majestuoso servicio para vencer por 6-3 y 6-4.

Roger Federer.

Roger Federer reafirmó su momento dulce de juego ante un rival que no le exigió. Tradicionalmente, Richard Gasquet ha sido un tenista ante el que Federer ha disfrutado sin sobresaltos. Además, el francés se adaptó peor al fuerte viento en Miami y cometió más errores de los habituales. Gasquet golpeó desde posiciones muy retrasadas, un error frecuente en él que se convierte en pecado capital ante Federer.

Richard fue más agresivo que otros días con su revés. Sólo así salió victorioso de algunos intercambios. Sin embargo, su servicio fue un arma que utilizó contra sí mismo en los momentos más inoportunos. Federer pisó el acelerador de principio a fin y convirtió su choque contra el número 9 del mundo en un trámite: 6-1 y 6-2 en 49 minutos. El suizo está a un paso de asegurarse el cuarto puesto del ranking y será tercero el próximo lunes si gana el título en Miami.

John Isner despertó del sueño americano ante Tomas Berdych. Tras alcanzar las semifinales en Indian Wells, Isner apenas tuvo argumentos frente a otro gran pegador como Berdych, más completo y consistente desde el fondo de la pista. Isner pareció acusar la acumulación de partidos cometiendo demasiados errores no forzados desde el fondo, mientras el checo dominaba a placer en los juegos al servicio.

En un mal día, Isner mostró durante el segundo set su raza, su enorme instinto de supervivencia. Así evitó una derrota por la vía rápida y se ganó la posibilidad de forzar la tercera manga, pero Berdych se mantuvo sereno ante la adversidad y remató su victoria por 6-3 y 7-5.

Tras la jornada del martes, los cuartos de final del cuadro masculino individual de Miami quedan así:

Murray – Djokovic (miércoles, no antes de las 20:00, hora española)

Federer – Nishikori (jueves, no antes de las 02:00, hora española)

Nadal – Raonic (jueves)

Dolgopolov – Berdych (jueves)

Serena Williams.

En el cuadro femenino individual, Serena Williams confirma su mejoría en Miami con el paso de las rondas. La número uno mundial se impuso claramente a la alemana Angelique Kerber por un doble 6-2. Su rival en semifinales será Maria Sharapova. La estadounidense domina contundentemente los enfrentamientos directos con la rusa (15-2). De hecho, han pasado casi diez años desde que Sharapova venció a Serena por última vez.

En la modalidad de dobles, dos parejas españolas cayeron en los cuartos de final. Bob y Mike Bryan derrotaron a Fernando Verdasco y David Marrero por 6-3 y 7-6(5), mientras Abigail Spears y Raquel Kops-Jones eliminaron a Carla Suárez y Garbiñe Muguruza (1-6, 6-4 y 10-5). Las dos tenistas españolas no lograron culminar una ventaja de un set y un break a favor.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes