Djokovic fuerza el quinto y definitivo punto

Novak Djokovic venció a Tomas Berdych y fuerza el quinto punto en la gran final de la Copa Davis en el Belgrado Arena. 'Nole' intratable. Berdych luchó pero a

Novak Djokovic venció en tres sets a Tomas Berdych por 6-4, 7-6, 6-3 y obliga a definir la final de la Copa Davis en el quinto partido entre el joven Lajovic y el veterano Stepanek. El número uno serbio hizo valer su condición de favorito, se sobrepuso a la presión y, llevado en volandas por la afición local, pudo sacar adelante un embrollado partido. Berdych dio muestras de su gran nivel tenístico pero, una vez más, volvió a fallar en los momentos importantes del partido.

Novak Djokovic sigue embalado. No pierde un partido desde mediados de septiembre. Todo lo que juega lo gana. No importa en la ciudad que sea, en el continente en el que compita o el tipo de torneo que dispute. El serbio lo gana todo.

Desde que perdiera la final del US Open con Rafa Nadal allá por mediados de septiembre, ‘Nole’ cuenta con victoria todos sus partidos de ATP 500, Masters 1000, Copa de Maestros y ahora ¡Copa Davis! 24 encuentros disputados, 24 acabados con la misma estampa: Djokovic alzando el puño.

El serbio no tenía una papeleta fácil ante la primer raqueta checa. Estaba obligado a ganar para darle a Serbia la posibilidad de luchar por el título en el quinto punto. La tensión en el cuerpo, en la mente y en el ambiente, era palpable.

De entrada se vio a Djokovic gesticular y protestar más de la cuenta. Intentaba sacarse presión del cuerpo con gritos, reproches y hasta algún que otro lanzamiento de raqueta. Había mucho en juego en el Belgrado Arena. O dar por finalizada la Copa Davis y dejar sin la opción de título a Serbia o bien, pasarle la responsabilidad a su joven e inexperto compañero Lajovic.

Del otro lado de la red, un Berdych que saltó a pista con mucha menos tensión en su cabeza y su mente. Perder ante Djokovic era lo lógico y no alteraba el desenlace final. Con este pensamiento, los brazos, las piernas y la mente responden de manera más adecuada. Se puede jugar más suelto y con más confianza. Pudiendo estar centrado en el juego sin pensamientos externos que puedan generar dudas que pongan en riesgo el partido.

Djokovic y Berdych fueron capaces de desplegar un gran tenis. Unos intercambios durísimos desde el fondo de la pista. El serbio se sentía cómodo jugando y alargando los puntos. El checo, por su parte, se veía más atraído a tirar más plano y buscar acortar los puntos.

Los dos primeros sets trascurrieron de la misma forma. Intercambios y juegos muy igualados hasta el momento de la verdad. Ahí es cuando Berdych demostró –y ya van varias veces- estar un escalón por debajo de los grandes. Debilidad mental en los instantes claves de los encuentros. Bajada notable de la concentración, del ritmo y dudas en la raqueta.

Djokovic, en cambio, es cuando más se crece. Es su chapa de campeón. Sale el animal competitivo que lleva dentro para morder y comerse a su oponente. Se agranda, se crece y el serbio, con la confianza que lleva en su cuerpo, es absolutamente imparable.

El tercer set fue un simple trámite para Novak Djokovic. El checo había bajado los brazos y sabía que una remontada era imposible. Fue por la vía rápida. Había que enganchar, más aún si cabe, a la afición. Ésta será uno de los factores externos más importantes que afectarán al quinto y definitivo punto.

La gran final de Copa Davis no podía terminar de otra manera. Emoción, entrega y lucha hasta el último momento. Un joven de 23 años se enfrenta al veterano checo. Dusan Lajovic v. Radek Stepanek. Tenis de alto vuelo en el Belgrado Arena.

La mejor competición por países del tenis se define en un solo partido donde todo puede pasar. ¿La presión? Para Stepanek. Es el gran favorito y nadie duda de una victoria suya.

Del otro lado un ‘niño’ que no tiene nada a perder y que, apoyado por toda la hinchada serbia, pretende darle un gran dolor de cabeza al 'zorro viejo'.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter