Jaziri, retirada forzosa por razones políticas

El tunecino, advertido por el gobierno de su país, no puede encarar a un rival israelí

Es la constatación de una interferencia política en el mundo del deporte. Con efecto directo en la celebración de la competición. El jugador árabe mejor clasificado del tenis masculino, el tunecino Malek Jaziri, vio cómo el gobierno de su país, a través de un mensaje enviado por el ministro de deporte a la federación nacional, le impedía enfrentarse al israelí Amir Weintraub.

El partido, correspondiente a los cuartos de final del Challenger de Taskhent debía tener lugar este viernes a las 10.00am (hora local), pero Jaziri se borró de la contienda antes de que diera comienzo. La razón oficial esgrimia, presente en los documentos de ATP, fue una lesión en la rodilla derecha.

No obstante el hermano y agente del jugador, Amir Jaziri, ha expuesto abiertamente los motivos que han llevado a Malek a renunciar a la antepenúltima rinda en el torneo uzbeko. Alega una intromisión política para impedir un enfrentamiento en pista entre dos jugadores cuyos países de origen no guardan buena relación en el terreno diplomático.

En declaraciones realizadas a la emisora radiofónica Shems FM, como recoge el portal Sport360, Amir afirma que Malek habría recibido por parte de las autoridades deportivas de Túnez claras órdenes de no saltar a pista. Un mandato finalmente acatado a pesar de advertir a las fuentes gubernamentales de las posibles sanciones a encarar en el circuito con incidencia directa en el futuro de su carrera.

"Malek recibió un correo electrónico de la Federación (Tunecina de Tenis) donde se le decía que se habían reunido con personal del Ministerio de Deportes, quienes ordenaban que Malek no disputara su partido".

"Esperamos que este episodio no afecte a su futuro. Esperamos que el ministerio nos pueda garantizar que nada de esto dañará a Malek, pero supongo que eso es algo que no nos pueden asegurar".

"Durante el día de hoy, este incidente está poniendo mucha presión sobre Malek. La gente le está llamando, mandando mensajes y colgando comentarios en su muro de Facebook. Ha tenido que apagar su teléfono".


"¿Puedes imaginar si hubiera tenido que jugar? Ha estado bajo muchísima presión. No es sencillo para él prepararse para un partido y estar listo mentalmente para ello".

También te puede interesar:

Malek Jaziri y los Juegos Olímpicos: la increíble historia del tunecino

LA APUESTA del día

Comentarios recientes