El sueño roto de Colombia

Mesa redonda sobre el viaje interrumpido del cuadro tricolor hacia el Grupo Mundial de Copa Davis

El pasado fin de semana se pudo gestar un hecho histórico en el tenis colombiano, sin embargo el objetivo de estar en la elite del tenis por equipos no se cumplió. Colombia cayó derrotada en el repechaje por el ascenso al grupo mundial de la Copa Davis, con su similar de Japón por 3-2, y aunque en los papeles contaba con mejor equipo, en la cancha se mostró todo lo contrario.

Ver Tenis en directo

Retransmisión en directo

00:00 / 90:00
Ver Tenis en directo
  1. Inicia sesión o Regístrate
  2. Abre el reproductor de streaming y selecciona el deporte.
  3. Ver el partido online, bet365 ofrece más de 100.000 eventos en vivo al año.
Antes de unirte a bet365 con el fin de ver el partido o cualquier otro evento vía emisión en directo, comprueba con bet365 si, dependiendo de tu lugar de residencia, puedes ver la emisión del evento en directo. Todo lo que necesitas es una cuenta con fondos.

Kei Nishikori 12 del ranking ATP, superó cómodamente a Santiago Giraldo y Alejandro Falla, las dos mejores raquetas del país. El doble fue la nota alta del equipo nacional, pues según expertos en la materia era el punto clave si se quería ganar la serie. Se ganó el punto ´clave´ con gran contundencia, pero al final no fue suficiente. Se perdió el quinto y definitivo punto, contra todos los pronósticos.

Alejandro Falla, jugador dos del país, pero cabeza visible del equipo, debido a su experiencia (24 series de copa Davis) y a sus buenas victorias en sencillos en el circuito, tuvo en las cuerdas de su raqueta posibilidad de que Colombia subiera por primera vez al ´mundial del tenis´, pero Go Soeda lo superó y lastimosamente desaprovechó quizás la oportunidad de su vida.

El objetivo del año 2013 indiscutiblemente era la Copa Davis, pues en distintas declaraciones después de la victoria contra Uruguay en abril, se afirmó, que todo el enfoque estaría puesto en dicha competición. Tras el sabor amargo que dejó la dolorosa derrota en los amantes del deporte blanco, Match Tenis se puso en la labor de consultar a algunas de las fuentes más importantes en materia tenística, para conocer su opinión respecto al resultado.

¿Considera usted la derrota del equipo colombiano de Copa Davis en Japón como un fracaso? Esto fue lo que respondieron:

“Ustedes ya saben cuál es la respuesta a esa pregunta” - Mauricio Hadad (Capitán del equipo colombiano de Copa Davis)Ustedes ya saben cuál es la respuesta esa pregunta. La meta era llegar al grupo mundial y no llegamos. Solo queda seguir intentándolo, no hay de otra.

“O tal vez lo que tenemos que entender es que nosotros definitivamente no tenemos el nivel para llegar a un Grupo Mundial. Y punto” - Olga Lucia Barona (Editora de deportes del espectador).

Yo no lo llamaría fracaso. No uso con frecuencia esa palabra, porque me parece muy fuerte y cómoda cuando uno está a miles de kilómetros de distancia de los acontecimientos. Pero lo que sí sé es que esta era una oportunidad de oro para que el equipo colombiano ascendiera al Grupo Mundial teniendo en cuenta que el rival sobre el papel no tiene los quilates de un Estados Unidos, España o Suiza, por citar un ejemplo.Ya era hora que el tenis colombiano acallara las críticas con un triunfo contundente y con excusas o sin ellas, sencillamente no lo logró. O tal vez lo que tenemos que entender es que nosotros definitivamente no tenemos el nivel para llegar a un Grupo Mundial. Y punto.

“El equipo es compacto y competitivo. Vendrán tiempos en la élite” - Pablo Amalfitano (Periodista especializado en tenis)

No, no es un fracaso ni mucho menos. Colombia disfruta de la mejor generación de tenistas que haya tenido jamás. Un equipo compacto con estirpe de Grupo Mundial. Dos singlistas de nivel Top 50 y dos doblistas que marcan una clara diferencia.Cabal jugó con Schwank en Roland Garros 2011 y alcanzó la final, venciendo a los hermanos Bryan, sin siquiera haber jugado un partido con Eduardo antes. Farah tiene muchas variantes. Ambos se complementan y lo demuestran. El equipo es compacto y competitivo. Vendrán tiempos en la élite.De Falla y Giraldo no hay mucho para decir. Ambos son parejos y tienen todos los tiros. Santiago no tuvo un buen día ante el 12° de ATP (Nishikori).

“La jerarquía, de esa que tanto se jactan algunos hablando de que tenemos dos jugadores dentro de los 100 es un sofisma” - Andrés Botero (Redactor de deportes en El Tiempo)

Sí, porque se tiene un equipo cuyas condiciones normales podría ganar una serie de forma sería y contundente. Creo que son muchos factores Primero: Queda confirmado que la Copa Davis no es una cuestión de equipo. El tema individual marca las diferencias y en ese aspecto no tenemos trabajo.Segundo: la forma física de nuestros tenistas no marca la diferencia, y eso nos hace débiles frente a los rivales.Tercero: la jerarquía, de esa que tanto se jactan algunos hablando de que tenemos dos jugadores dentro de los 100 es un sofisma. Tenemos dos dentro de los 100 pero ninguno marca diferencia, ninguno se echa el equipo al hombro en las difíciles y así nunca seremos un equipo. Cuarto: lo que tiene Colombia es una pareja de dobles consolidada, aunque aún tiene que mejorar, es lo rescatarle. Quinto: ahora Bien: que culpa tiene el capitán y la dirigencia? Mucha, uno porque escoge el equipo y debe saber cuándo están aptos para jugar y cuando no. Y la otra, nunca han hecho programas serios y a largo plazo de semilleros que nos dejen al menos uno o dos o más tenistas preparados para Asumir competencias de alta complejidad como la Copa Davis.


“La derrota de Colombia no fue un fracaso, pero sí una gran decepción” - Gustavo Goitia (Periodista especialista en tenis y editor de Espndeportes.com)

Para mí, la derrota de Colombia no fue un fracaso, pero sí una gran decepción. Más allá de la ilusión lógica, lo digo por cómo se fue dando la serie y porque, después del fácil triunfo en dobles, se llegó 2-1 al domingo. Cada eliminatoria de Copa Davis debe analizarse por lo que tiene uno y también el rival. Era previsible que Giraldo y Falla perdieran con Nishikori y pienso que sólo queda como deuda la caída del final de Falla ante Soeda. Igual, Colombia tiene un equipo muy parejo, que seguramente el año próximo superará la Zona Americana I y tendrá otra oportunidad de luchar por el ascenso al Grupo Mundial para 2015. Un punto clave es que Colombia necesitaría ser local en otro repechaje para elegir las condiciones de juego y así tener más posibilidades.

“Colombia se plantó de visitante con seriedad y dignidad” - Pablo De Narváez (Jefe de prensa de la Federación colombiana de tenis)Era una serie pareja, podía ganar cualquiera. Colombia arranco el domingo 2-1 a favor, lo cual genera no fracaso, pero si frustración porque se estuvo realmente cerca.Colombia se plantó de visitante con seriedad y dignidad. Los singles jugaban contra Japón de visitante, una selección con el 12 del mundo que le apostó a sus singles y ganó como dicen en el fútbol, por la mínima diferencia. Quedó muy cerca. Falla estuvo cerca después de que el sábado se gestara el 2- 1 a favor. Pero debemos entender que estamos hablando de deporte, en el que las estadísticas y la lógica queda hecha trizas apenas empiezan los partidos y los merecimientos se acreditan en cancha. A manera de conclusión, Borges alguna vez dijo, para la posteridad, que el éxito y el fracaso son dos impostores. En nuestro periodismo nos hemos mal acostumbrado a su uso irrestricto. La serie merece un análisis profundo, antes de decretar semejantes adjetivos que mucho le hacen al deportista colombiano, especialmente en la etapa formativa.

“Por cómo se dio la serie es un fracaso” - Juan pablo Salazar (Director de Primer set)

Por cómo se dio la serie es un fracaso. Si antes de la confrontación me decían que íbamos a perder 3/2 no me hubiera parecido fracaso. Pero el hecho de llegar al último día con un 2-1 a favor y cerrando Falla vs Soeda, si es un fracaso.

“Si fracaso es generar dolor, claro que fue fracaso” - Sara Bello (Periodista deportiva, corresponsal en Colombia de Directvsports)Si fracaso es generar dolor, claro que fue fracaso, pues los que amamos el tenis queríamos llegar más lejos, no solo por Colombia sino porque no hay nada como ver a los jugadores que uno quiere llegar lejos. El tenis es una pasión y mueve los sentimientos, por eso desde un lado se puede considerar fracasar lo que pasó, así como cuando uno tiene una decepción amorosa y queda con la "tusa" así nos sentimos los que guardábamos la esperanza de llegar a ese grupo Mundial...Pero también tenemos que ver lo sucedido con la cabeza, como también es bueno ver el amor a una persona. Llegamos lejos, estuvimos cerca, y esto nos ayuda a crecer, como siempre he dicho, Argentina para haber tenido a Vilas y Sabatini, tuvo que perder antes. Hoy es una de las potencias de Sudamérica, pero en algún momento debió empezar y es lo que nosotros estamos intentando hacer, para eso necesitamos que el tenis se tome como profesión, y en realidad todos los deportes.Así que aunque como en el amor nos cueste seguir adelante e intentarlo una vez más, debemos confiar en nuestros tenistas, apoyarlos, sobre todo si esperamos algún día (no muy lejano) llegar a ese grupo Mundial, ganar un Grand Slam y un Masters 1000.

“Ha faltado un centavo para el peso varias veces, no sólo en copa Davis” - Antonio Cásale (Periodista deportivo)No es un fracaso. Este ha sido un gran proceso al que sin duda, falta ponerle la firma con un triunfo resonante. Ha faltado un centavo para el peso varias veces, no sólo en copa Davis, también en otros torneos, pero no se puede considerar como fracaso lo sucedido. Hace apenas 3 años jugar un repechaje de grupo mundial era impensable. Espero que este proceso rinda sus frutos pronto.

El camino nuevamente esta trazado, Colombia es cabeza de serie y jugará en abril, la final de la zona americana con Republica Dominicana o Uruguay. Dios quiera que el próximo año en esta época estemos mirando desde el grupo mundial de la Copa Davis.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter