Copa Davis: Eliminatorias de permanencia

Repasamos lo que ha dado de sí el fin de semana en los playoffs del Grupo Mundial

La atención mediática en nuestro país estaba reservada para la eliminatoria de permanencia entre España y Ucrania. El equipo español capitaneado por Alex Corretja aprobó con nota en La Caja Mágica, resolviendo el duelo ante los ucranianos por la vía rápida, pero no fueron los únicos que tuvieron que luchar por mantener su plaza en el Grupo Mundial de la Copa Davis. Otras catorce naciones se jugaron estar presentes entre los dieciséis mejores países de la competición por equipos del mundo más laureada. La edición de 2014 puede empezar a ganarse aquí.

Bélgica 3-2 Israel - Lotto Arena, Antwerp (clay, indoor)

La eliminatoria a priori con menos cartel acabó con victoria local tras cinco partidos. Darcis le dio ventaja a los locales destrozando la moral de Israel. Dudi Sela apenas pudo ganar cinco juegos ante el verdugo de Rafael Nadal en Wimbledon. En el segundo encuentro, los visitantes tiraron de épica de la mano de Amir Weintraub que ya sabe lo que es conseguir grandes victorias a domicilio para su equipo. Batió a Ruben Bemelmans a cinco sets, un tenista que no está acostumbrado a defender a su país en partidos individuales y que acusó esa inexperiencia en el set definitivo. En el encuentro de dobles, aunque Erlich y Ram -campeones en su día del Open de Australia- partían con favoritismo, Darcis y Rochus mostraron su nivel como singlistas y plantearon un partido muy duro. Estuvieron a punto de ganar ya que dominaban por dos mangas a uno y break arriba en la cuarta pero acabaron sucumbiendo ante el tándem visitante. El domingo, Bélgica se mostró muy fuerte en los dos individuales. Bemelmans ganó en cuatro sets a Sela, quitándose la espina del viernes y Darcis apalizó a Amir Weintraub, al que solo le dejó hacer seis juegos. Meritorio rendimiento el del conjunto de Van Herck, que no contaba en este cruce con un solo top100.

Holanda 5-0 Austria - MartiniPlaza, Groningen (clay, indoor)

El equipo austriaco se quedó cojo el primer día de competición tras la lesión de Andreas Haider Maurer. El percance físico del número dos de los de Trimmel obligó al capitán a alinear a Oliver Marach, especialista en dobles y que a su vez había entrado entre los cuatro convocados por la lesión de Alexander Peya. El tenista de Graz poco pudo hacer ante Robin Haase, que venció con comodidad en tres sets. En el segundo encuentro del día se resolvió la eliminatoria. Todas las opciones visitantes pasaban por Jürgen Melzer, que acabó naufragando en el quinto ante Thiemo De Bakker en un durísimo partido que sobrepasó las cuatro horas de duración. Con el viento a favor saltaron Haase y Rojer el sábado, dispuestos a cerrar la eliminatoria por la vía rápida. Y así lo hicieron. Tras un inicio dubitativo se impusieron a Marach y al veteranísimo Knowle en cuatro parciales. En el día de hoy y ya sin nada en juego, Huta Galung ante Melzer puso el 4-0 y redondeó el triunfo De Bakker sin jugar, ya que Marach ni hizo acto de presencia en la pista.

Croacia v Gran Bretaña 1-4 Stadion Stella Maris, Umag (clay, outdoor)

El punto de dobles acaba resolviendo. En la eliminatoria disputada sobre la tierra de Umag lo pudimos ver claramente. Croatas y británicos llegaban al duelo con números uno sólidos y segundas espadas de menor nivel, que hacían muy complicado que se vieran sorpresas en el primer día. Según lo pronosticado, Murray abrió la eliminatoria con una victoria fácil. Enfrente tuvo a Borna Coric, reciente campeón del US Open y que solo tiene 16 años. El joven balcánico solo hizo seis juegos pero para el recuerdo queda ese intercambio de cincuenta y siete golpes que se marcó junto al de Dunblane en los primeros compases del partido. Dodig hizo los deberes y ganó sin dificultades a Evans, que no se siente tan cómodo en arcilla como en la pista rápida de Nueva York. Con el marcador igualado, el doble fue decisivo y ahí se impusieron Andy Murray y Colin Fleming a los croatas Ivan Dodig y Mate Pavic. La victoria británica le dio al número tres del mundo la oportunidad de cerrar la serie en el primer punto del domingo. Sencilla victoria sin ceder un set ante el número uno croata y sin necesidad de llegar al dramático quinto evite. Ya sin nada en juego, Evans le ganó a Pavic en dos sets para poner el 4-1 final en un cruce en el que ni Antonio Veic ni Jonathan Marray debutaron.

Suiza 4-1 Ecuador - Pattinoire du Littoral, Neuchatel (hard, indoor)

El limitado equipo ecuatoriano dio una imagen muy digna de Neuchatel a pesar de perder la eliminatoria en el tercer duelo. Saltó Emilio Gómez a pista para abrir la serie ante Stanislas Wawrinka. El de Guayaquil tiene 21 años y está en franca progresión tras debutar en Bogotá a nivel ATP. Inició el encuentro con fuerza y hasta le rompió el servicio al número uno suizo pero no pudo mantener el nivel y acabó cayendo en tres parciales. En el segundo envite Campozano salió también muy centrado pero en esta ocasión su rival no pudo reaccionar tiempo. Chiudinelli vio como su oponente se hacía con la primera manga y tuvo que emplearse a fondo parar cerrar el partido antes de llegar al quinto y definitivo acto. En el partido de dobles Severin Lüthi alineó a Michael Lammer para jugar con Stanislas Wawrinka, y el tenista de Lausana nos volvió a brindar otro partido maratoniano. La pareja ecuatoriana formada por Gómez y Quiroz jugó a gran nivel y remontaron dos sets antes de caer por 6-4 en el quinto. El domingo, con la eliminatoria finiquitada, Lammer le ganó a Quiroz y Escobar sumó el punto del honor para Ecuador al ganarle cómodo a Chiudinelli.

Alemania 4-1 Brasil - Ratiopharm Arena, Ulm (hard, indoor)

La eliminatoria más desigual de todas las que se disputaron este fin de semana. No se vio ni siquiera un cuarto set y todo fue según lo preestablecido. Philipp Kohlschreiber le dio la ventaja a Alemania ganando sin demasiada brillantez en tres sets a Rogerio Dutra da Silva en el primer encuentro. Thomaz Bellucci no dio la talla ante Florian Mayer y tras solo hacer siete juegos, los locales dominaban por 2-0. La pareja brasileña formada por Melo y Soares recortaron distancias tras batir sin problemas a Brands y Emmrich, dos jugadores que debutaban en Copa Davis. En el día de hoy, Carsten Arriens alineó a Brands en vez de a Kohlschreiber, y la decisión fue acertada ya que el altísimo jugador de Deggendorf batió con facilidad a un Bellucci que pasa uno de los peores momentos de su irregular carrera. Para terminar el domingo, Florian Mayer batió a Dutra da Silva dejando el marcador en un claro 4-1.

Polonia v Australia - Torwar Hall, Warsaw (hard, indoor)

La ausencia por lesión de Jerzy Janowicz marcó toda la serie entre polacos y australianos. Lleyton Hewitt dio el primer golpe de efecto al arrasar a Lukasz Kubot en solo tres mangas. El veterano tenista de Adelaida consiguió su primera victoria en polvo de ladrillo en más de tres años y puso la primera piedra para que el conjunto de Pat Rafter volviese al Grupo Mundial. Bernard Tomic ganó sin ceder un set, pero en un partido ajustado, a Michal Przysiezny. Con la ventaja de 2-0, Hewitt decidió reservarse por si a Australia se le complicaban las cosas. La pasada temporada jugó los tres días y en el punto definitivo ante Stebe en Hamburgo, se quedó sin energía y sin poder darle el ascenso a los suyos. El tándem aussie que salió a la arcilla de Varsovia fue el formado por Nick Kyrgios y Chris Guccione, que lucharon hasta la extenuación pero que acabaron cediendo en cinco duros sets ante los especialistas Mariusz Fyrstenberg y Marcin Matkowski. Con 2-1 en el marcador, a Tomic no le tembló la mano ante Kubot y selló el ascenso de los canguros, que pisarán el Grupo Mundial por primera vez desde 2007. Para terminar la fiesta, el joven Kyrgios sumó su primera victoria en Copa Davis al ganar a Przysiezny por la retirada de este último tras cinco juegos.

Japón 3-2 Colombia - Ariake Coliseum, Tokyo (hard, indoor)

El guión de esta eliminatoria estaba claro para el conjunto de Mauricio Hadad: para ganar había que lograr vencer en todos los puntos en los que Nishikori no estuviese presente. El genio de Shimane iniciaba la serie ganando en tres cómodos sets a Falla. A ese encuentro le siguió una durísima batalla entre Go Soeda y Santiago Giraldo. Los visitantes con la soga al cuello ya que no era un punto que se pudiese perder. Finalmente el tenista de Pereira consiguió amarrar el punto para los suyos e igualar el marcador. Japón decidió tirar el doble, para ellos era un punto perdido de antemano. Ito y Sugita apenas inquietaron a los especialistas Cabal-Farah, que finiquitaron el encuentro en menos de hora y media. Todas las energías niponas estaban enfocadas en los partidos del domingo y esa arriesgada apuesta les salió bien. Nishikori apalizó a Giraldo en tres sets y Soeda enterró los fantasmas que le habían llevado a perder los dos últimos duelos definitivos en Copa Davis -ante Karlovic y Weintraub- y pudo finalmente con Falla en cuatro parciales. El sueño del equipo colombiano de verse en el Grupo Mundial tendrá que esperar al menos un año más.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes