Srdjan Djokovic: "Novak y Nadal ya no son amigos"

El padre del serbio apunta a un distanciamiento y aprovecha para cuestionar la integridad humana de Federer

Srdjan Djokovic, el padre de Novak, ha vertido unas declaraciones donde afirma que la intensificada rivalidad deportiva entre su hijo y Rafael Nadal terminó con la amistad que unía a ambos en el pasado. Asimismo, no duda en cuestionar la calidad humana de Roger Federer.

En la primera de unas de las dos partes de una entrevista en profundidad concedida al diario serbio Kurir, el progenitor del número 1 aborda entre otros temas la unión familiar en el clan Djokovic, los sacrificios familiares realizados destinando casi todos sus recursos para hacer posible la carrera de Novak, la importancia nacional que subyace tras la figura de Novak,...

El aspecto más puntiagudo se encuentra en el momento en que Srdjan aborda la personalidad de Novak. Los valores adquiridos desde la infancia y unas reflexiones comparativas con la élite ATP. "A los 10 años le pregunté qué quería ser, y me respondió que su objetivo era convertirse en el mejor tenista del mundo. Le apoyamos completamente y desde entonces estamos volcados completamente en su carrera. Un niño tan pequeño con esa actitud, es algo impresionante. Y así es hoy. Su actitud hacia los rivales, hacia las personas mayores y los jóvenes, ya sean conocidos o desconocidos nunca cambiará. Así será durante el resto de su vida".

Precisamente sobre el carácter de Djokovic respecto a terceras personas volverá a girar la conversación. Y en ese instante Srdjan realiza comentarios llamativos sobre algunos miembros de la primera línea masculina. En un momento de la entrevista, el progenitor del actual número 1 del mundo es cuestionado sobre los motivos de orgullo que emanan para él de la figura de su hijo. Se le requiere indique cuál es el aspecto personal del que se siente más orgulloso respecto de Novak. Srdjan responde con palabras bravas.

"Cuando era un niño se ponía terriblemente furioso en la derrota. No lo toleraba de la manera correcta. Le decía en numerosas ocasiones que debía felicitar al rival indicándole 'bien hecho, intentaré ganar la próxima vez que nos enfrentemos'. La derrota es mucho más beneficiosa que la victoria para atravesar esos momentos. La derrota te hace reflexionar en aspectos de tu juego, para no cometer los mismos errores la próxima vez. Él lo interiorizó, y puedes ver por ti mismo cómo se comporta hoy día (...) No hay ningún otro deportista que trate a sus rivales de igual manera en la victoria y en la derrota".

¿Ni siquiera Nadal o Federer? Le replica el periodista. Srdjan habla directo. "Nadal era uno de sus mejores amigos mientras (Rafael) estaba ganando. Cuando las cosas cambiaron, dejaron de serlo. Es algo que Novak tiene dentro de sí, pero no los demás".

En su asalto al número 1 del mundo hubo una retahíla de finales ganadas por el serbio sobre el balear. Un total de triunfos consecutivos sobre Rafa entre Indian Wells 2011 y el Abierto de Australia 2012 incluyendo los primeros zarpazos sobre arcilla, que apresuraron su ascenso al número 1. Al respecto hubo un vídeo que recorrió las redes como la pólvora. Una recopilación de los estrechamientos de manos al término de esos partidos entre balcánico y mallorquín. El único momento en un partido de tenis donde ambos contendientes mantienen contacto directo con el rival. Los abrazos de los primeros duelos van quedando soterrados por gestos menos informales hasta simplemente guardar las formas en la red con discretos acercamientos.

En declaraciones realizadas a la Agencia EFE, Rafa Nadal fue cuestionado por las palabras del padre del número 1 del mundo. "Al padre de Djokovic le convendría hablar con su hijo. Mi relación con él siempre ha sido muy buena y lo sigue siendo. He perdido muchos partidos con él, y él conmigo y nunca hemos tenido ningún problema (...) Cada uno puede tener la opinión que quiera; no estoy aquí para responder a nadie, y muchos menos sin haber escuchado ni leído esas declaraciones". En caso de haber algún malentendido con Novak, Rafa fue claro: "no tendríamos ningún problema en llamarnos".

¿Qué opina Srdjan de Murray? "Con Andy es diferente. Crecieron juntos, Andy es una semana mayor que Novak. Íban a los mismos torneos, jugaban al tenis, al fútbol, salían por ahí juntos y se hicieron muy buenos amigos incluso antes de desarrollar carreras profesionales. Nunca vi celos ni envidias en la familia de Andy hacia Novak. Su madre vino al vestuario tras la final de Roma y felicitó de corazón a Novak, su equipo y su familia. Andy es un brillante ejemplo de un gran deportista, que maneja las derrotas y las victorias como un caballero. Novak y él no pueden ser 'uña y carne' cuando compiten por los grandes trofeos y grandes premios entre ellos. Pero son más que justos competidores y estoy convencido que, una vez terminadas sus carreras serán sinceros y grandes amigos".

Esta formalidad en el trato en el momento en que dos competidores bregan por el pináculo de una disciplina tiene su razonamiento lógico. El propio Andy Murray, actual número 2 y figura cercana al serbio desde los 11 años, cuya relación en la esfera pública siempre ha sido bastante informal, destacó antes de la final de Wimbledon que su amistad con el serbio no podía ser como había sido hasta entonces. Han copado tres delas últimas cuatro finales de Grand Slam. Momento de seriedad.

"Cuando éramos más jóvenes nuestra relación era mucho más amistosa. Ahora mantenemos una relación profesional. Es duro jugar grandísimos partidos, con tanto en juego. No puedes tener auténticos colegas cuando eso está pasando. A veces nos mandamos mensajes, gastamos mucho tiempo debatiendo sobre problemas que atañen al tenis y pensando qué es lo mejor para la disciplina. No creo que podamos ir más allá en estos momentos. Espero que cuando terminemos nuestras carreras sea distinto" indicó Andy antes de batir a Novak en la final de Wimbledon.

En la entrevista con Kurir, Srdjan no se detiene en el supuesto enfriamiento en la relación entre Novak y Rafael sino que apunta al suizo Federer, considerado un ejemplo de caballerosidad, como una figura no tan brillante fuera de ojo público. "Federer puede que sea el mejor tenista de todos los tiempos" apunta Srdjan antes de lanzar el dardo "pero como ser humano es exactamente lo contrario. Atacó a Novak en Ginebra durante una serie de Copa Davis (playoff de 2006). Se dio cuenta de que era su sucesor, y todo lo que intentó fue desacreditarle. El éxito de Novak es algo maravilloso y es algo que no todos pueden entender" sentenció.

En aquella serie traída a colación por Srdjan, Djokovic batió a Wawrinka en cinco mangas, pero levantó las iras de Roger al solicitar de manera repetida la atención del fisioterapeuta. Federer llegó a afirmar que la actitud del serbio era una 'broma' por ser a su entender abusiva con las reglas.

Comentarios recientes