Federer: "Mi presencia en Montreal no está asegurada"

El suizo condiciona su participación en Canadá a la recuperación de su espalda

Roger Federer ha situado entre interrogantes su participación en el próximo Masters 1000 de Canadá, que arranca el 5 de agosto, debido a las molestias que arrastra en la espalda reproducidas durante los últimos días en la gira de arcilla.

El de Basilea, que cedió en la primera ronda del ATP 250 de Suiza ante el alemán Daniel Brands, expresó su situación física actual indicando no poder hacer planes certeros a corto plazo. "En los últimos 7-10 días apenas he podido practicar, lo que me impidió realizar una preparación correcta" indicó tras entregar la ronda inaugural del torneo suizo. "Decidí jugar, de modo que no voy a poner excusas".

El de Basilea comentó que los dolores de espalda se reprodujeron la semana pasada en Hamburgo, nunca antes de llegar a la arcilla. En Suiza decidió competir momentos antes de jugar ante Brands, contraviniendo la opinión de algún miembro de su equipo. "He tenido un problema serio con la espalda. Tomé muchísimos antiinflamatorios la pasada semana en Hamburgo. Es un espasmo muscular. Pero estoy contento de haber podido jugar. Pensé que podría avanzar al menos una ronda. Me alegro de que no haya ido a peor".

Respecto al futuro inmediato, cautela. "Tendré que realizar un montón de ejercicios y ver cómo evoluciona. Mi prioridad principal es recuperar mi espalda. Mi presencia en Canadá se encuentra lejos de estar asegurada. El dolor es menor al sufrido en Indian Wells. Pero tengo que recuperarme a través de ejercicios y tratamiento. Me encantaría poder entrenar al 100%".

"Tengo que ver si la rehabilitación es suficiente para permitirme jugar en Montreal. Si lo es, iremos. Si no, entonces necesitaré otra semana.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes