¿Cuál es el mejor tenista de la generación de los 90?

Tomic es el único tenista de la generación del 90 en saber lo que es alcanzar unos cuartos de final de Grand Slam, ¿pero es el mejor?

Tomic busca en Wimbledon sus segundos cuartos de final. Foto:twitter.com
Tomic busca en Wimbledon sus segundos cuartos de final. Foto:twitter.com

Los octavos de final de Wimbledon nos dejan entre los 16 mejores la presencia de dos tenistas nacidos en los años 90 como Jerzy Janowicz y Bernard Tomic. Pero, ¿son ellos dos los mejores representantes de esa nueva oleada de jóvenes talentos?

La hierba de Wimbledon abre su segunda semana de competición con la presencia de cinco tenistas que han superado la barrera de los 30 años. Pero junto a ellos, destaca la presencia de dos de los nuevos valores del tenis: Bernard Tomic y Jerzy Janowicz. Para el primero, es la segunda vez que accede a esta ronda en el césped londinense. Para el segundo, es su primera ocasión pese a alcanzar el curso pasado la final de todo un Masters 1000. Ambos encabezan una generación, la de los nacidos en los años 90, que está tardando en explotar pero que comienza a asomar ya por el circuito. En Punto de Break, nos preguntamos cuál de ellos es el mejor preparado para el ser el líder de esta nueva oleada de jóvenes talentos:

Tomic llegó a cuartos de Wimbledon en 2011.

Bernard Tomic, 20 años, del 92: El que mejor resultados ha obtenido en Grand Slams, pues es el único que ha alcanzado los cuartos de final de un grande. Lo hizo en Wimbledon 2011 frente a Djokovic, quien lo derrotó en cuatro sets. Unos octavos en Australia 2012 y una nueva cuarta ronda en esta edición de la hierba del All England Tennis Club marcan sus mejores registros en majors. Tiene un único título ATP (Sidney 2013) y jamás ha pasado a cuartos de final de un Masters 1000. Aunque más que sus números, lo que más hay que tener en cuenta del australiano es su talento y su carácter. Tenísticamente es un fenómeno con mucha calidad en sus golpes y una gran habilidad para hacer correr la bola sin aparente esfuerzo. Sin embargo, su temperamento le juega malas pasadas en ocasiones con una extraña aparente falta de combatividad cuando las cosas empiezan a torcerse. 2-15 en duelos contra Top 10.

Jerzy Janowicz, 22 años, del 90: Un potente saque (capaz de servir a 242 km/h) y una enorme potencia en sus golpes de fondo son sus armas más valiosas. En Wimbledon ha conseguido sobrepasar la segunda semana de un grande por primera vez en su carrera, ganando a Nico Almagro. En París-Bercy, ya venció a cinco Top 20 en una misma semana, lo que le valió para acceder a su única final ATP. Sin embargo, junto a estas luces, sombras. La de la irregularidad principalmente, pues fuera de ello nunca ha pisado siquiera una semifinal de un ATP 250. 4-7 en partidos contra Top 10.

Grigor Dimitrov, 22 años, del 91: el tenista más estético de los que vienen y el que más talento puro puede desarrollar en un momento determinado. Pues al igual que su “hermano mayor” Roger Federer domina el saque, el revés, la derecha y cualquier golpe que se precise. Ello le ha llevado a ganar a Djokovic y a tener contra las cuerdas a Nadal en Montecarlo, lo que da un indicio de su poderío. Sin embargo, como contrapunto a ello, un físico débil que le lleva a no poder competir bien en encuentros largos y que le ha ocasionado no pasar nunca una tercera ronda en Grand Slam. Con una sola final ATP (la perdida en Brisbane ante Murray), de momento parece más un jugador de actuaciones esporádicas que de continuidad. 3-21 en partidos contra Top 10.

Milos Raonic, 22 años, del 90: el jugador con mejor ranking de los nacidos en el 90 y que más títulos tiene con cuatro. En parte, por la enorme potencia de su servicio, un auténtico misil que hace que romperle el saque una tarea muy complicada. Fue número 13 del mundo y parecía que iba a ser Top 10 de forma inminente, pero se ha estancado peligrosamente en los últimos meses no rindiendo bien ni en tierra ni en hierba. Algo falto de movilidad y de mejorar con el revés y la volea, nunca ha pisado unas semifinales de Masters 1000 ni cuartos de Grand Slam. Si los rivales empiezan a adaptarse a su temible saque, puede sufrir bastante. 9-17 contra Top 10.

Paire es una de las revelaciones del año 2013.

Benoit Paire, 24 años, del 89: propiamente no es del 90, sino del 89, pero lo incluimos en la lista por su explosión reciente y por lo cerca que le queda la generación del 90. De gran talento y poderoso saque y mejor revés, tiene un problema que es común en varios de sus compañeros descritos: el carácter. Quizás, justificable por la edad (o no tanto pues ya son 24 años), el caso es que su temperamento le juega malas pasadas en ocasiones. Por si fuera poco, sus métodos de entrenamiento y de cuidarse son un tanto especial para un deportista profesional: bebidas de cola, hamburguesas...Dos finales ATP 250 (ambas perdidas) y una semifinal en Roma son los mejores registros de un tenista que aún no sabe lo que es llegar a los octavos de un major. 1-12 en duelos con Top 10.

Ryan Harrison, 21 años, del 92: fue el tercer tenista más joven en ganar un partido ATP con 15 años. Pisó dos veces los octavos de final de Indian Wells, pero fuera de ahí, nada más. En Grand Slams nunca ha ganado dos partidos consecutivos y en torneos ATP jamás ha alcanzado una final. Tiene talento, es joven, pero su estancamiento hace presagiar que difícilmente será uno de los grandes en los próximos años. 0-17 contra Top 10.

Jiri Vesely, 19 años, del 93: el 10 de julio cumplirá la veintena. Al contrario que el resto de los citados, el checo ha competido la mayor parte de su carrera por los siempre duros Challengers y Futures donde en los últimos meses ha demostrado su enorme potencial con dos triunfos en los primeros y tres en los segundos en lo que va de 2013. Está claro que el circuito ATP es otra cosa, pero ya ha ganado a Guillermo García López, Lukas Rosol entre otros. Es el más desconocido de todos para el gran público, pero no por ello el menos peligroso.

Pablo Carreño, 21 años, del 91: las lesiones le han hecho despuntar un poco más tarde de lo que el querría, pero aún así ya ha logrado unas semifinales ATP en Oeiras. Siete Futures conquistados en 2013, su fuerza parece radicar en tierra batida. En ese sentido, es el más especialista de todos los comentados en una superficie.

David Goffin, 22 años, del 90: en 2012 parecía que se iba a comer el mundo con unos octavos de final en Roland Garros y una tercera ronda en Wimbledon. Lamentablemente para él, la realidad a día de hoy es otra. En todo el curso no ha pasado de unos octavos en torneo ATP y da la sensación de ir en caída libre. 0-8 en partidos contra Top 10.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes