El ascenso del tenis brasileño

Guga Kuerten y Maria Bueno son su historia, Bellucci y Pereira son su presente y la gran inversión en torneos y becas de cara a Río-2016

Teliana Pereira enfundada con la ropa de Brasil golpea un drive
Teliana Pereira enfundada con la ropa de Brasil golpea un drive

Hoy nos detenemos en la realidad, pasado y futuro del tenis en Brasil. Allí, en Brasil, es donde se disputarán los próximos Juegos Olímpicos, allí hay una tradición curiosa del tenis y es allí donde se encuentra una gran reserva de tenistas sobre tierra batida aún por explotar. Para conocer un poco más, vamos a detenernos en dos de sus grandes figuras de pasado: Guga Kuerten y María Bueno, para seguir con dos figuras de presente: Thomas Belluci y Teliana Pereira, y concluir con un apartado referido a cómo se está expandiendo la práctica del tenis por el país a la vez que los torneos, mientras la fecha de Río de Janeiro 2016 está cada día más cercana.

Guga Kuerten | Estudiar el palmarés de Gustavo es para fascinarse. Ganó tres títulos de Roland Garros, alcanzó el #1 del mundo, ganó el torneo de maestros del 2000, además de otros 5 Masters Series, sin olvidar que fue el último tenista capaz de derrotar a Roger Federer en un Grand Slam antes de cuartos de final (nadie lo ha vuelto a hacer desde aquél Roland Garros de 2004). Un auténtico ‘rizos-locos’ con enorme habilidad para las pistas de arcilla y para enamorar a las cámaras. En Brasil es un auténtico mito.

Además su dura historia personal, le humaniza. Cuando apenas estaba empezando a jugar al tenis, con 8 años, su padre, el germen de esta ilusión de Guga por las raquetas, murió mientras arbitraba un partido de tenis por un ataque al corazón. Igualmente, su hermano pequeño sufrió graves problemas respiratorios y de otro tipo, con extrema debilidad desde su nacimiento, lo que acabó con su muerte en 2007. De ahí, las emociones que Kuerten ponían en todo. De ahí que cada año regalara todo lo logrado en un torneo donde hiciera un gran resultado para asociaciones de enfermos con dificultades similares. De ahí que cada trofeo que ganaba lo guardara para regalárselo a su querido hermano pequeño como souvenir. Alto, de risa contagiosa y con golpes elevados a la par que blandos pero siempre dañinos, sobre todo en arcilla, era Guga Kuerten. Y lo sigue siendo.

Maria Bueno | Maria Esther Andion Bueno es su nombre completo. Campeona de 19 títulos de Grand Slam, 7 individuales (3 Wimbledon y 4 US Open), es la mejor tenista de la historia de Brasil. Hoy con 73 años, la nacida en Sao Paolo y ya miembro del Tennis Hall of Fame, disfruta del rejuvenecer del tenis en su país. Empezó a competir porque su familia acostumbraba a pasar buena parte de su tiempo libre en el Club de Tenis a escasos 2 minutos de su casa. Allí acudía ella a aprender y no se le dio mal. Fue apodada la ‘brasileña talentosa’ por los periodistas de aquélla época, y es que sin entrenador en toda su vida tuvo la inspiración, la constancia y el talento suficiente como para alcanzar al menos los cuartos de final en cada uno de los 26 primeros torneos de Grand Slam que disputó. Se retiró en 1969 cuando le diagnosticaron que jamás podría volver a agarrar una raqueta de tenis por su propio bien.

Tras una prolongada carrera, Maria no se rindió, se operó muchas veces, y trató de recuperarse, pero tras cada intervención nada se solucionaba. Finalmente, volvió a competir 7 años más tarde cuando tras operarse por octava vez consiguieron que pudiera ejercitar el brazo, pero nunca más de 1 hora diaria. Ella entrenó y entrenó, mejoró su forma física y su estilo de juego. Finalmente consiguió lo que se propuso, volver a la pista central de Wimbledon; allí protagonizó uno de los más dramáticos partidos de tenis que se recuerdan en la central de Wimbledon cuando con el brazo completamente destrozado, disputó un partido a tres sets en cuartos de final. Se recuerda la imagen de Maria intentando beber agua a lo que se le caía incluso el vaso. Una luchadora increíble que tras aquélla ajustada derrota en Wimbledon 1977 decidió retirarse y despedirse así en su querido Wimbledon. No obstante, siguió luchando en dobles. “Es que es mi pasión no lo entendéis”, les decía a sus médicos. Hoy, Maria Bueno, es el gran mito y la gran heroína cuando de tenis brasileño se habla.

Thomaz Bellucci | Altísimo tenista, hoy en el #35 de la ATP, es el #1 brasileño desde hace largo tiempo. Con expectativas constantes de irrumpir en el top20 (ya fue #21 en el 2010), sus grandes virtudes son el servicio y la derecha, que plasma con mejor eficacia en las pistas de tierra batida. Ha ganado tres títulos ATP y con 25 años recién cumplidos, no empezó muy bien la temporada 2013 con derrotas en 2ªR de Auckland y en 1ªR del Open de Australia, pero su enorme remontada del 2-1 en contra ante el cañonero Isner de hace sólo unos días demuestra su elevado nivel. Con la llegada de la tierra batida debería brillar, aunque su derrota en 2ªR de Sao Paolo ha roto las ilusiones de muchos de que protagonizará un gran encuentro con Nadal en semifinales.

Teliana Pereira | La brasileña de 24 años, hace poco que ha encontrado su momento óptimo de forma. Cada día suena más, aunque sigue algo perdida por el ranking para llamar la atención del gran público: #167, es la tercera mejor raqueta femenina de Latinoamerica (tras la boricua Mónica Puig y la colombiana Mariana Duque), sin olvidarnos de que para encontrar otra tenistas brasileña hay que irse ya hasta el top400. Un apartado femenino en el que poco se ha potenciado el tenis, pero que está recibiendo ahora un nuevo impulso a razón de los Juegos Olímpicos que están por llegar en apenas 3 años.

El crecimiento de los torneos brasileños | La historia del tenis brasileño, las ganas de crecer de su Federación, la positiva coyuntura del país en continuo desarrollo y el hecho de ser la próxima sede de los Juegos Olímpicos son factores más que suficientes para explicar el gran desarrollo de nuevos torneos en el país carioca. Muchos de estos torneos ya habían tenido lugar en el pasado, pero para el 2014 Brasil acogerá 4 torneos profesionales, dos femeninos y dos masculinos: Florianópolis (WTA International, pista dura), Sao Paulo (ATP 250, pista de tierra batida indoor) y Río de Janeiro (ATP 500 y WTA International, pistas de tierra batida). Una auténtica locura cuando hasta hace apenas un año no acogían más que un ATP 250. A todo ello se ha de sumar la llegada este año de Rafael Nadal, que ha revolucionado el torneo de Sao Paulo como nunca antes.

Ya quedaron reflejos y sensaciones tras la gira que realizó Federer con todo el equipo Gillete Tour, incluidos Tsonga, Azarenka, Serena, Wozniacki o Sharapova, a finales de 2012, y los calendarios profesionales para 2014 no han hecho más que actualizarse. Brasil ha pasado a ocupar un papel protagonista y ahora sólo resta que aparezca una gran figura que recoja las esperanzas de futuro para los Juegos Olímpicos de 2016 y con ello revolucione definitivamente la realidad del tenis carioca. Un país en ascenso meteórico.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes