Las dobles faltas, uno de los peores errores en el tenis

La realización de forma reiterada de dobles faltas se puede convertir en una pesadilla para algunos tenistas

Djokovic tuvo problemas en su día con las dobles faltas. Foto:foter.com
Djokovic tuvo problemas en su día con las dobles faltas. Foto:foter.com

La doble falta es posiblemente el peor error que se puede cometer en el tenis. Además, de regalar un punto al rival sin necesidad de tocar la bola, provoca un aumento de la falta de confianza del tenista que está sacando.

Si existe en el tenis un fallo que provoque decepción en un tenista ese es el de la doble falta. Un error no forzado frustrante para el tenista que saca, que no sólo regala un punto al adversario, sino que además ve minada peligrosamente su confianza y moral. La tensión del partido, arriesgar más de la cuenta para no verse atacado desde el resto, unas malas condiciones climatológicas con un exceso de aire, o simplemente, un servicio mal ejecutado técnicamente, suelen ser las principales causas de errar un segundo saque.

Coria fue uno de los tenistas que más dobles faltas ha hecho en una temporada.

A simple vista, el segundo servicio es el golpe más inofensivo del tenis. La ocasión de conseguir un "ace" se ha desaprovechado con el fallo en el primer saque y basta colocar la bola en pista para iniciar el punto. Sin embargo, el hecho de no disponer de más oportunidades para poner la pelota en juego le otorga un plus de dificultad.

A lo largo de la historia, muchos han sido los tenistas que han cometido dobles faltas de forma continua o reiterada. Uno de los casos más llamativos fue el del campeón olímpico de Barcelona 92, Marc Rosset. El gigante suizo poseedor de un gran primer saque solía jugársela más de lo normal cuando disponía de segundos saques, lo que le hacía cometer dobles faltas a menudo. Suyo es el récord de más dobles faltas en un partido disputado a cuatro sets -26 ante Michael Joyce en Wimbledon 95- y también a cinco -30 ante Arnaud Clement en la Copa Davis 2001-.

Otro tenista que tuvo graves problemas con su segundo servicio fue el argentino Guillermo Coria. El "Mago" nunca fue un buen sacador, pero sí por menos un jugador que no destacaba por servir mal. Sin embargo, tras caer en la final de Roland Garros de 2004 todo cambió, y a partir del año siguiente empezó a tener serios incovenientes cada vez que afrontaba un segundo saque hasta el punto de llegar a promediar más de 20 dobles faltas por partido.

Incluso, se permitió el "dudoso" honor de batir el récord de dobles faltas en dos sets (16 ante el italiano Alessio Di Mauro en Acapulco 2006) y también en tres (23 contra Nicolas Kiefer en Monte Carlo 2006 en un partido que para más inri ganó). Dobles faltas que terminarían por minarle la confianza en el juego hasta el punto de hacerle retirarse de las pistas de tenis de forma prematura con tan sólo 26 años y cuando era uno de los mejores jugadores en el fondo de pista.

También el actual número 1, Novak Djokovic tuvo bastantes dificultades con el segundo saque. Fue en 2010, cuando decidió contratar a Todd Martin de entrenador. El técnico norteamericano quiso cambiarle la mecánica del servicio al serbio y el resultado fue un completo desastre. Acumulaciones de dobles faltas partido tras partido que le impidieron brillar en el tramo central de aquella temporada.

Fernando Verdasco es otro de los tenistas ilustres al que no se le suelen dar bien los segundos saques. El madrileño ha completado un año 2012 bastante discreto, jugando 54 partidos, y cometiendo 204 dobles faltas a lo largo de 53 encuentros, salvándose sólo de éstas en los cuartos de final de Barcelona, y en parte, gracias al abandono del japonés Kei Nishikori en el sexto juego del partido.

Verdasco ha cometido dobles faltas en 53 de los 54 partidos jugados en 2012.

Tampoco es el fuerte de tenistas como Albert Ramos (184 en 55 encuentros) u otro gran nombre, el ruso Nicolay Davydenko, quien ha acumulado 177 en 47 partidos, rememorando aquellos periodos negros de 2007, donde finalizó algunos encuentros con 10 o más dobles faltas.

Dobles Faltas del actual Top 5

Precisamente una de las cosas que marca la diferencia entre los primeros y el resto es la fiabilidad con el segundo servicio. Salvo Andy Murray, ninguno de los integrantes del Top 5 acabó 2012 con una media superior a dos dobles faltas por encuentro, una cifra aceptable que les permitió no hacer concesiones gratuitas a los restadores. Especial mención dentro de ellos merecen además Rafa Nadal y Roger Federer, que apenas cometieron esta temporada ya pasada poco más de una por partido, si bien el suizo nos dejó la insólita imagen de verle cometer tres dobles faltas consecutivas en las semifinales de Shanghái contra Murray.

Las dobles faltas del Top 5 en 2012

1- Novak Djokovic, 147 dobles faltas en 87 partidos

2- Roger Federer, 120 en 83

3- Andy Murray, 163 en 72

4- Rafa Nadal, 59 en 48

5- David Ferrer, 178 en 91

Las dobles faltas en el circuito femenino

Si existe un lugar donde las dobles faltas son más habituales ese es en el circuito femenino. Basta con comprobar el récord de 31 dobles faltas que hizo Anna Kournikova en la segunda ronda del Open de Australia de 1999- ganó el encuentro- para comprobar que el saque no es el fuerte de muchas tenistas.

Kournikova tiene el récord de dobles faltas en un partido desde 1999 con 31.

Así grandes figuras como Maria Sharapova, Anastasia Pavlyuchenkova, o Jelena Dokic, han pasado alguna vez de la veintena de dobles faltas. Por no hablar de Dinara Safina, que fue número 1 del mundo en 2009, a pesar de que las dobles faltas eran unas desagradable compañeras de viaje en cada una de las pistas que pisaba.

Comentarios recientes