La supresión del let y el control del tiempo agilizarán los partidos

Las nuevas medidas aprobadas por la ATP tienden a agilizar los partidos de tenis promoviendo el espectáculo.

Las nuevas medidas favorecerán que los partidos vayan más rápido. Foto: emol.com
Las nuevas medidas favorecerán que los partidos vayan más rápido. Foto: emol.com

La ATP ha decidido dinamizar el tenis con la supresión provisional del “let” y la imposición de sanciones al jugador que viole las normas de tiempo de los 25 segundos entre punto y punto. Medidas todas ellas encaminadas a agilizar la duración de los partidos y a conseguir mantener el ritmo de juego durante mucho más tiempo.

El objetivo de todo ello es intentar atraer al público. Hacer del tenis un producto atractivo y más espectacular para la audiencia. De momento, la entrada del “let” afectará a los torneos Challengers durante los primeros tres meses de 2013. La intención, como ha señalado el propio presidente ejecutivo de la ATP, Brad Drewett, es comprobar a un nivel competitivo si la nueva medida es trasladable a todo el circuito ATP.

Hasta ahora, cuando un jugador sacaba y la pelota entraba en el cuadro de resto tras tocar la cinta, el saque se volvía a repetir. Estas repeticiones podían ser tantas como pasará la misma acción, lo que en algunos casos llegaba a provocar que un punto se pusiera en juego después de dos o tres “lets”.Todo ello, no hacía más que ralentizar la duración de los juegos, y por ende, de los partidos.

Con la entrada en vigor de esta nueva regla, la cinta y la suerte ganan protagonismo, lo que puede favorecer en un principio al sacador, ya que su servicio puede ser desviado por la red dejando totalmente desprevenido al restador y sin margen de tiempo para restar. Sin duda, es una decisión polémica, cuyos efectos no se sabrán con total seguridad hasta que no se vea aplicada.

En cuanto a la imposición de una sanción para el jugador que sobrepase el límite de los 25 segundos de descanso, se ha optado por sancionar con una advertencia al tenista que supere el tiempo máximo la primera vez. En el caso repetir esa infracción en dos o más ocasiones, si es el sacador será penalizado con una falta al saque, y si es, el restador con un punto.

Actualmente, la medida sancionaba tanto al sacador como al restador con un punto cuando ya se les había advertido previamente. El objetivo, de nuevo, vuelve a ser el de mantener un juego rápido y sin excesivos parones.

Esta regla, no obstante, es bastante interpretativa y algo matizable. Para empezar, el circuito ATP permite un descanso entre punto y punto de 25 segundos, cuando los partidos son sólo al mejor de tres sets. En cambio, en los torneos de Grand Slam, que pertenecen a la Federación Internacional de Tenis (ITF), donde los encuentros se juegan al mejor de cinco mangas, y puede haber un mayor desgaste, los segundos que se dejan son sólo 20. Algo muy contradictorio, y que deben de solventar ATP e ITF si quieren unificar criterios entorno a la medida.

Además, la regla no siempre es aplicada por los árbitros de forma igual. Existen jugadores que habitualmente sobrepasan esta norma y jueces de silla que no suelen sancionar al tenista. El caso más llamativo es de Rafa Nadal, que suele tomarse un poco más de tiempo entre los puntos y al que los arbitros advierten, pero rara vez sancionan.

Nadal siempre se toma su tiempo antes de sacar

De hecho, la no rigidez en la aplicación de la regla ha provocado diversos enfrentamientos entre los jugadores. De hecho, el propio Roger Federer se muestra muy crítico con aquellos tenistas que exceden del tiempo reglamentario al considerar que en muchas ocasiones es una estrategia más para romper el juego.

Es por ello, que se ha planteado en algunos sectores la colocación de un reloj en la pistas que tenga como función principal medir el tiempo entre saque y saque. Sin embargo, hay que tener en cuenta que son iguales todos los puntos, y que no es lo mismo, la disputa de un peloteo de más de treinta golpes en un quinto set decisivo, que un punto de saque directo.

En cualquier caso, estas medidas no son más que una apuesta por la continuidad del espectáculo y se suman a la creación del supertiebreak en el tercer set en el circuito de dobles, o la disputa de torneos (en las categorías inferiores) con juegos donde no hay ventaja. El objetivo no es otro que acortar la duración de los partidos.

La medida del viento

La ATP también está estudiando la posibilidad de aplicar una norma sistemática a los partidos donde exista mucho viento. El aire, es sin duda, uno de los elementos que mas deslucen el espectáculo sobre una cancha, como quedó demostrado en los compases iniciales de la pasada final del US Open entre Andy Murray y Novak Djokovic.

Precisamente el escocés y Rafa Nadal protagonizaron uno de los partidos con más viento de los últimos tiempos, donde en juego había, nada más y menos, que la final del Masters 1000 de Indian Wells de 2008. También Agassi y Federer se las tuvieron tiesas con el viento en los cuartos de final del US Open 2004.

Actualmente, la regla señala que sólo se suspenderá cuando esté en peligro la salud de los jugadores o espectadores, o se puedan causar daños materiales a las instalaciones. Sin embargo, la ATP está barajando la opción de crear una regla taxativa que indique a una determinada cantidad de aire el partido se suspende. Tal y como ocurre con la famosa norma del “calor extremo”, que obliga en el Open de Australia a detener los partidos cuando se superan los 35 grados para jugarlos bajo techo en las pistas con cubierta. En las que no existe esa posibilidad de amplían los descansos entre juego y juego.

También te puede interesar:

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter