El trío la-la-la

Tres nombres: Garbiñe Muguruza, Lara Arruabarrena y Tita Torró, que prometen hacernos soñar con el futuro del tenis femenino español

Tita, Lara y Garbiñe hace más de un año. Fuente: wtaforum.com
Tita, Lara y Garbiñe hace más de un año. Fuente: wtaforum.com

El tenis femenino español da pena’, ‘éstas no ganan a nadie’, ‘me gustaría ver a una española más allá de segunda ronda en un torneo importante’ y citas ‘bobas’ similares que no vienen al caso abundan cuando se habla del tenis femenino español. Cuando las cosas van mal todo son críticas, y cuando las cosas van bien pocos se acuerdan y muchos se aprovechan.

Hace bastante tiempo que se viene diciendo que el tenis femenino español ‘resucitará’ (como si estuviera muerto) cuando aparezca una nueva top10. Pues bien, ¿llega alguna top10 en España? ¿cuál es el panorama de nuestras promesas femeninas? Vale la pena detenernos unos minutos en un artículo que nos cuente qué será del tenis femenino español en 5 años y si bajará el nivel, se mantendrá o subirá.

Es difícil hacer pronósticos, pero en Punto de Break, como siempre (y dicho sea de paso con un notable porcentaje de éxito) nos lanzamos a la piscina y aventurados nosotros comentamos los nombres que a la mayoría hoy ni les suenan.

Garbiñe Muguruza

El primer nombre propio del que ya hemos hablado en bastantes ocasiones es: Garbiñe Muguruza Blanco. Hicimos un perfil de la nacida en Caracas y residente en Barcelona aunque con antepasados vascos, y estudiamos sus opciones de futuro. Hoy, sin ánimo de repetirnos, valoramos con calma y alejados de su gran resultado en Miami (donde alcanzó octavos de final dejando en el camino a grandes de la WTA como Morita, Zvonareva y Pennetta), el camino a recorrer por ‘Gugu’ a sus 18 años de edad.

¿Garbiñe tiene tenis?: . ¿Garbiñe tiene unas condiciones físicas adecuadas?: . ¿Garbiñe juega bien en la clave pista dura?: . ¿Garbiñe tiene fortaleza mental?: , aunque con mucho que demostrar aún. ¿Garbiñe tiene saque y potencia?: . Por no alargar en exceso esta dinámica, resumiré en dos sencillas preguntas: ¿puede Garbiñe llegar al top10?: sí, ¿todas las que han reunido esas condiciones lo han logrado?: no, ni mucho menos. Por eso queda tanto que andar junto a Muguruza. Mucho que luchar y mucho que aprender todavía. No se llega a estrella de la WTA tan fácilmente; hay tela, y se ha empezado a coser pero no se puede dejar a la mitad el trabajo, y sólo el tiempo dirá cuánta es la fortaleza de Garbiñe. Ojalá que mucha.

Viene maravillando en el circuito ITF donde si tenía el día aplastaba a la que fuera; Miami fue testigo de su explosión y ahora, con un ranking mucho mejor, empieza a acostumbrarse a jugar torneos WTA semana tras semana. Garbiñe está destinada a ser aquello que muchos esperan encontrar para volver a asir de la mano al tenis femenino, como otrora hicieron con Arantxa y Conchita; y es que por más que otros lo intentemos evitar en el deporte venden, diría casi única y exclusivamente, las victorias y lejos de eso poco hay, aunque el tenis, dicho sea, no es el más perjudicado de los deportes. En cualquier caso: ‘despacio y con buena letra’, sus entrenadores (Grupo Elitia con Alejo Mancisidor y Xavier Budó a la cabeza), son consientes de ello y saben que pronto lloverán las noticias y entonces la cabeza de Muguruza deberá demostrar que es digna del top10, con la gran firmeza y la necesaria regularidad que se precisan.

Lara Arruabarrena

El segundo ‘la’, nunca mejor dicho, le corresponde a la joven veinteañera Lara Arruabarrena Vecino. También hemos hablado ya tanto de ella, como con ella en una deliciosa entrevista de hace unas semanas.

Lara Arruabarrena Vecino. Fuente: twitter.com

Lara trabaja y trabaja y trabaja, y trabaja más aún, y más, y más. Y hasta el infinito. Recuerda en eso a David Ferrer. Lara no tiene una gran altura, pero tampoco es bajita, digamos que de altura media y especializada en tierra batida, de momento su potencial está por descubrir. Gran derecha y consistente revés, apoyado en una férrea defensa e incansable movilidad. También tiene destellos de Anabel Medina, y ésta alcanzó en su día el puesto 16 de la WTA y ha sido una sólida top30. ¿Podría lograr eso Lara? Sólo el tiempo lo dirá claro, pero en mi opinión si sigue en este camino.

Ha ganado ya su primer título WTA pero eso no significa que el resto vayan a llegar sólos, con su tenis la única manera de subir es estar motivada y concentrada en cada partido que juegue. Paso a paso y escalón a escalón, eso es lo que le ha llevado a ser profesional de esto desde el CAR de Sant Cugat y ahora debe no olvidar esa senda que podría llevarle al top30 si sigue progresando a este ritmo.

Maria Teresa Torró

Es llamativo leer artículos sobre promesas españolas ahora que con Garbiñe, Martí, Carballés y Lara están tan de moda y descubrir que nadie se acuerda de Tita. Ahí es cuando se descubre cuántos ven el tenis como algo resultadista, algo para cubrir hojas y noticias, para recibir miles de visitas, pero todo construido sobre algo artificial, sin saber realmente de lo que se habla ni lo que se mueve. Tita Torró es otro gran diamante en bruto, aunque cada vez más pulido (por la Academia Equelite de JC Ferrero); una villenense (provincia de Alicante) con una garra especial y una derecha que no deja margen de actuación a la rival.

El año pasado Tita Torró ganó el ITF 25.000 de Civitavecchia (Italia), ya saben lo que se dice de que ‘quien gana un 25, será profesional’, pero entonces la temporada se torció a raíz de unos dolores inaguantables en su rodilla, que venían desde mucho tiempo atrás. Un auténtico calvario que ha sufrido como una campeona, buscando no perder el tiempo sino mejorar más día a día en musculatura, capacidad física y mentalidad. Todo eso ha hecho más fuerte a Tita y, aunque poco a poco, ha vuelto a la competición con grandes sensaciones. Cada vez más viajes, más victorias… esta semana pasada era especial para ella, iba marcada en rojo en su calendario. Volvía a Civitavecchia, donde logró su techo, sin dolores y con confianza, perdida en los rankings pero con la emoción a flor de piel recordando todo lo ocurrido este último y largo año. Entró con una WC, invitación gentil de la organización que no se imaginaba encontrar a una tenista a tal nivel de nuevo; y ronda a ronda se ha vuelto a hacer con el título italiano, asombrando a propios y extraños. Capaz, a los pocos partidos de volver, de repetir triunfo y lo que es mejor: dejar unas sensaciones maravillosas con una derecha que ha pasado de muy buena a temible, un revés mucho más fuerte que antes y una movilidad que nunca tuvo.

Ahora Tita Torró es otra y esta niña que ganó varios Campeonatos de España, derrotando bastantes veces a la aclamada Arruabarrena, vuelve a su ritmo y se ha convertido en mucho más que una niña. Retorna con ganas y tiene por delante una temporada en la que todo lo que consiga será sumar, pues el 2011 desde esta semana en adelante fue en blanco. Con el top200 de final de temporada casi asegurado e implorando para que las lesiones no vuelvan nunca más; Tita, aunque con margen de mejora sobre pista dura, tiene potencial de top30 (quién sabe si más vista su capacidad de mejora) con esa explosiva derecha, no les engaño, que bien merece cubrirse tantas veces el revés y que está entre las mejores que un servidor ha visto en el circuito ITF: variada, profunda y potente. Como nos confesó hace unas semanas en una entrevista exclusiva para Punto de Break junto a su familia: 'tengo muchas ganas de luchar'. A sus 19 años vaya si le quedan aún 'vamos' que gritar.

Las siguientes en la carrera

Tras este trío la-la-la que en 3/4 años dominará nuestro ranking nacional y se paseará por el circuito WTA, siguiéndoles el paso (aunque de lejos) encontramos a otras tenistas. Leticia Costas e Inés Ferrer luchan desde el grupo Elitia en busca de ese sueño que es convertirse en profesionales, ambas mayores que Garbiñe, Lara y Tita, son trabajadoras y están al borde del top200, pero sus limitaciones no hacen soñar con mucho más que alcanzar (y ojalá) el top100; su ejemplo son los casos de tenistas como Silvia Soler, Nuria Llagostera o Arantxa Parra, que a base de tenacidad y sacar codos se han hecho un hueco en el circuito WTA. Similar situación vive la madrileña Rocío de la Torre.

Y estas se suman las pequeñas promesas. Entre ellas cómo no: la muy prometedora Sara Sorribes, de juego sólido y sorprendente madurez, que con 15 años está dando que hablar en el circuito ITF (ya ha ganado su primer ITF 10.000) y pronto subirá como la espuma para descubrir su auténtico potencial, que también muchos le aventuran de top20. Junto a ella la otra gran firme esperanza es Miriam Civera Lima, madrileña de preciosos ojos verdes que afronta una nueva etapa desde hace unos meses cuando fue la agraciada por la RFET para entrenarse en el CAR de Sant Cugat.


Por último también vale la pena recoger otros nombres que durante este 2012 y el próximo 2013 veremos si suben para presentarse como futuras profesionales o si fracasan en el intento. Estas tenistas tan pequeñas aún están muy verdes y puede que finalmente el tenis no les guste tanto, que el entorno no sea proclive, que no haya dinero y el sacrificio sea mucho etcétera, pero en cualquier caso las que nombre ya han resaltado al resto y varias de ellas serán nuestra firme Armada en 6 años, el número es amplio aunque no tanto como se podría, pero las condiciones de torneos y becas son francamente mejorables por no decir deficientes. Entre esos nombres están: Olga Saez Larra (17 años, recuerda en su juego elegante a Cornet), Silvia García Jiménez (descarada madrileña de 17 años que de pequeña ha brillado en competiciones internacionales aunque le queda un salto que dar), Andrea Lázaro (17 años y última en incorporarse al grupo, lleva un gran 2012), Elena Cerezo Codina (16 años e interesantes resultados) y la super mini promesa Paula Arias, que viene ganando los torneos más importantes de España, Europa y el Mundo en alevines y parece tiene potencial de superestrella. Jovencísima, abulense, aunque muy madura de cabeza que derrota con su garra a tenistas del este europeo que le sacan años y docenas de centímetros.

Conclusión

Este es nuestro panorama, muchos nombres a decir, pero sobre todo 3 a recordar: Garbiñe, Lara y Tita, el apodado trío la-la-la, que denlo por hecho garantiza emociones fuertes a los apasionados del tenis de nuestro país y del mundo entero. Quizás este artículo peque de pretencioso y hable sólo de futuribles, pero les garantizo está hecho con el mayor ánimo crítico y la máxima información posible. Hablar de qué darán de sí niñas aún puede ser aventurado, pero en Punto de Break lo hacemos desde el respeto y el ánimo de informar. Esperemos les haya parecido interesante.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter