Previa Barcelona Ladies Open

El WTA de Barcelona estrena la temporada de tierra en Europa y completa un cuadro con figuras internacionales y lo mejor de la Armada

Sede Barcelona Ladies Open. Fuente: bcnwta.com

Sede Barcelona Ladies Open. Fuente: bcnwta.com

 

En el área de Vall d’Hebron, en el norte de la ciudad de Barcelona, distrito Horta-Guinardó. Casa de la Federación Catalana de Tenis. Diecisiete pistas de tenis de tierra batida. Central con aforo de 3.400 espectadores. Allí Capriati logró el oro olímpico derrotando en la final a Steffi Graf. Arantxa Sánchez Vicario, hasta hace poco propietaria del torneo y hoy capitana del equipo español de Copa Federación, logró dos medallas olímpicas (bronce individual y plata en dobles junto a Conchita Martínez).

En esas mismas gradas, en esas mismas pistas, arrancó hoy el único torneo de tenis femenino, exclusivamente, de España. El Barcelona Ladies Open, WTA International de Barcelona, es nuestro torneo. El de todos. Sus propietarios austriacos prometen, acosados por los rumores y temores de los aficionados al tenis femenino, cariño a Barcelona.

Este año se cumplirán 20 años de aquellas mágicas olimpiadas de Barcelona ’92. Celebrando ese aniversario la actividad de alta competición envuelve de nuevo el torneo de Barcelona, que visto el panorama hace un mes, parece un milagro.

Aquellos interesados en viajar al torneo hace sólo unas semanas se encontraban con una web trasnochada y sin utilidad ninguna, con los rumores de que el torneo sería cancelado, sin lista de jugadoras participantes y por supuesto sin información sobre dónde alojarse, cómo encontrar la sede o cómo saber algo más del torneo.

Todo comenzó hace unos días. Saltó la noticia de que el torneo había sido traspasado a los célebres hermanos austriacos Reichel. Y hoy, con una nueva web, con un futuro por delante, a la espera de un cambio de nombre, y con unas WC maravillosamente concedidas, el torneo promete emociones fuertes.

Gran cartel: las ocho grandes favoritas

Sensacional el trabajo de última hora de los organizadores. Finalmente acuden a la cita dos invitadas, de mucho nivel sobre esta superficie, que nadie esperaba: Francesca Schiavone, vigente finalista de Roland Garros y campeona en la catedral de la tierra batida en el 2010, que vuelve a Barcelona tras conquistar el torneo en el mismo año en que se coronó en Roland Garros, sorprendiendo a propios y extraños. Hoy ocupa el lugar número 12 de la WTA, y es la máxima favorita del cuadro. En busca de buenas sensaciones sobre arcilla y sin dejar de luchar ni una sola bola como lema, Schiavone acude al WTA de Barcelona dispuesta a dar mucho de qué hablar.

La siguiente favorita en el cuadro es Julia Goerges. La alemana, con buenos resultados en esta superficie, tarda en coger forma pero cuando lo consigue es peligrosísima como demostró el año pasado en el torneo de Stuttgart, WTA Premier de tierra. Con golpes definitivos y poca paciencia, la alemana sorprende por su enorme capacidad para cambiar de mentalidad cuando la arcilla mancha sus zapatillas. Peligrosa rival que, no obstante y como todas, aún está algo fuera de forma para jugar partidos sobre tierra. Incógnita su nivel que puede tanto maravillar como decepcionar. Tenista nº 15 de la WTA, su mejor ranking de siempre, y con mucho potencial a la vista (como toda la flota alemana); interesante ver sus partidos. Una final ante Schiavone prometería espectáculo.

Las dos siguientes jugadoras son dos top20, por lo que el torneo de Barcelona está, sólo un mes después de parecer defenestrado, con uno de sus mejores carteles de la historia. Y lo mejor que ha conseguido el Barcelona Ladies Open es que las grandes figuras que ha conseguido traer al torneo son guerreras; y prometen dar juego pasadas las dos primeras rondas, no como otras que venían, visitaban, cobraban y se marchaban. Dominika Cibulkova y Roberta Vinci, la primera por el lado de Francesca y la segunda por el de Julia, son dos grandes de la tierra. Dominika, eslovaca, ha visto en el torneo de Barcelona una buena oportunidad para rodarse de cara al enfrentamiento de Copa Federación ante España que tendrá lugar sólo unos días después en Marbella. Arantxa estará tomando notas en sus partidos y viene de dar mucha guerra e incluso dominar claramente a la súper número 1 actual de la WTA: Victoria Azarenka en Miami. En cualquier caso, Cibulkova no lleva una gran temporada (su balance es de 6-9), pero viene de hacer su mejor torneo en Cayo Vizcaíno. Avanto y con una sonrisa siempre en la cara, su nivel también está por ver (no olvidemos que Barcelona abre la temporada de tierra batida europea).

Y la nº 4 del cuadro, 19 de la WTA, es otra italiana: Roberta Vinci. Campeona defensora que tiene en los WTA International un aliado constante. Sólo su constancia, su experiencia y su fortaleza le han llevado al top20 de la WTA. Siempre con el dinosaurio naranja de su hermano Francesco encima, que se ha convertido en su amuleto de la suerte, Vinci no ganará a las grandes pero no falla ante ninguna inferior a ella en el ranking. En el 2011 conquistó tres WTA (todos international, dos sobre tierra y uno sobre hierba) individual y dos de dobles. Su pareja junto a Sara Errani, finalistas del último Open de Australia, es pieza clave en los enormes éxitos de las últimas temporadas de Italia en Copa Federación. Ya con 29 años y mucho fútbol en sus piernas, Roberta es una firme candidata a triunfar en Barcelona.

Las siguientes cabezas de serie son: Flavia Penneta, Petra Cetkovska, Sara Errani y Polona Hercog. Flavia, ex top10 hoy top30, siempre es una jugadora llamativa por su carácter y su juego. Con ganas de remontar en el ranking y de defender su título del 2011 en Marbella, que no podrá revalidar dada la cancelación del torneo. Entrenada desde siempre por el veterano e inteligentísimo español Gabriel Urpí, ha sido la primera italiana en ser la número 1 del mundo en alguna clasificación de tenis (lo consiguió el 28 de febrero de 2011 en el dobles, dados sus enormes éxitos con la su amiga del alma argentina Gisela Dulko). Le sigue Petra Cetkovska, una checa más, top30 que ha sido una de las mayores sorpresas de la temporada pasada. Admiradora de Roger Federer, octavo finalista de Wimbledon en el 2011, eclipsada en su país por Kvitova, buena cocinera y lectora compulsiva, tiene bastantes opciones de batallar este torneo.

Las últimas cabezas de serie, 7ª y 8ª, son otra italiana más, especialista sobre tierra y ganadora del torneo de Acapulco 2012, Sara Errani y la eslovena Polona Hercog, que está demostrando un gran estado de forma en el WTA Premier de Charleston donde ya está en semifinales tras derrotar a Kimiko Date Krumm, Varvara Lepchenko, Marion Bartoli y Nadia Petrova. Hoy les espera Lucie Safarova, caiga o gane y pase a la final, Polona vendrá corriendo a Barcelona, donde suponemos debutará el martes.

Otras jugadoras internacionales interesantes


Entre estas ‘otras’ encontramos nombres famosos y capacitados para derrotar a cualquiera de las cabezas de serie. De esta forma, dan morbo al torneo tenistas como Shahar Peer (ex top10 que atraviesa su mejor momento, pero que siempre tiene algo que decir raqueta en mano; debutará en uno de los mejores partidos de primera ronda ante Petra Cetkovska, 6ª favorita), Irina Camelia Begu (la tenista rumana sorprendió el año pasado a estas alturas derrotando a Kuznetsova en semifinales de Marbella, poco a poco se ha hecho un hueco y no ha parado de crecer; es un auténtico peligro sobre tierra batida, y debuta ante Sara Errani, duelo de terrícolas), Simona Halep (la joven rumana con una potencia de bola sencillamente espectacular y ganadora de Roland Garros Junior, está capacitada para llegar al top10 sólo necesita explotar, y la tierra será el lugar propicio, atención a ella; debut apasionante con la promesa americana Sloane Stephens) y Sorana Cirstea (otra rumana más, capaz de lo mejor y de lo peor, cumple hoy 22 años, tiene un WTA en su haber, y su mejor ranking es el 23, logrado en agosto de 2009; llamativamente similar estéticamente a Ivanovic, tiene una gran derecha).

Representantes españolas

La Armada femenina ha quedado tocada tras comunicar hace un par de días María José Martínez, a quién entrevistábamos el otro día, que no podrá competir debido a una lesión en el muslo. Una pena por la yeclana que necesitaba precisamente ritmo de competición en este tipo de torneos; pero igualmente en Barcelona la Armada estará muy bien representada.

Carla Suárez con un buen cuadro por delante en busca de sus mejores sensaciones, es la máxima candidata española al título. Tras ella encontramos a Laura Pous, la catalana semifinalista el año pasado en este torneo, que si ganara en su debut se toparía en segunda ronda, en principio, con la máxima favorita Schiavone. Una jovencísima Lara Arruabarrena, ganadora en el WTA de Bogotá, que también nos concedió hace poco una entrevista, debutará ante la difícil rival Flavia Penneta pero puede tener mucho que decir en su casa: Barcelona.

A todas ellas se suman otras cuatro españolas que se batirán en derbis. Dos jugadoras que llegan con buenas sensaciones de Indian Wells y Miami (donde entre ambas han derrotado a rivales como Kanepi o Lisicki), y garantizan una española en segunda ronda, son Silvia Soler y Lourdes Domínguez. El otro derbi, que promete ser sencillamente un partido fantástico, es el de Arantxa Parra y Garbiñe Muguruza. Dos tenistas explosivas, Arantxa en busca de recuperar su mejor versión y Garbiñe que vuelve a la competición tras marcarse un torneo sensacional en Miami derrotando a Morita, Zvonareva o Penneta. Desgraciadamente dos españolas de estas cuatro quedarán fuera en primera ronda, pero ya saben cómo funcionan los sorteos.

Por último queda por ver si alguna española como Tita Torró, Estrella Cabeza o Eva Fernández se pueden sumar al cuadro principal del Barcelona Ladies Open pasando la previa. Ellas han sido las únicas campeonas de primera ronda de la qualy, donde han caído otras buenas tenistas españolas dejando grandes sensaciones como Sara Sorribes (15 años y debut en una previa WTA, arañando un set), Beatriz García Vidagany (vuelta sensacional al circuito de la valenciana tras pasar por el calvario de las lesiones; dio guerra a Rezai y vuelve a demostrar su potencial de top100), Inés Ferrer (dolorosa derrota ante Eva Fernández en el primer derbi español de Barcelona) y Miriam Civera (16 años, guapísima y becada por el CAR de Sant Cugat, siguiendo los pasos de Lara, aunque Miriam es madrileña). Dicho sea de paso, fantástica repartición de las WC en este torneo, donde la Federación Catalana y los propietarios austriacos parecen concienciados para coordinarse y traer como resultado un gran torneo WTA en España.

Conclusión

Torneo especial, por la dificultad de las circunstancias, que nos hace a todos sentirnos orgullosos y que tras muchos meses de duda ha salido finalmente brillante. Apasionante cuadro, que reúne figuras internacionales y lo mejor de nuestra Armada femenina, que merece un aplauso y todo mi reconocimiento. Semana de tenis en Vall d’Hebron, disfrútenlo los que puedan, porque las muñecas que allí se congregarán estos días tienen mucho que mostrar. 

 

Pedro Gutiérrez Apasionado de lo que no vemos y especializado en tenis femenino. "Ganar o perder depende de las ganas que usted tenga de jugar el último tanto", (Bjon Borg).