Federer no jugará Montecarlo y volverá en Madrid

Una decisión inteligente para cargar las pilas de cara a la parte más importante del calendario

Roger Federer cayó pronto en Montecarlo. Foto:lainformacion.com
Roger Federer cayó pronto en Montecarlo. Foto:lainformacion.com

Roger Federer no sólo ha sido número 1 cientos de semanas por su enorme talento sino porque ha sido el jugador más inteligente en su planificación de la temporada año tras año. En 2012, el calendario se va a apretar muchísimo a partir de abril cuando los Masters 1000 más importantes se pongan en juego. Se van a disputar muchos puntos entre Madrid, Roma, Roland Garros, Wimbledon y los Juegos Olímpicos. Roger no defiende muchos puntos en Montecarlo y es el único Masters 1000 que no es obligatorio para los mejores jugadores del mundo. Si unimos los axiomas, Nadal como Rey de Montecarlo, (ningún jugador tiene mejores registros que Rafa en la tierra batida del Principado, 7 títulos consecutivos y un balance de 37-0 en este torneo), carga de calendario, demasiados torneos consecutivos en tierra batida y prioridad de objetivos además de defender pocos puntos... Roger ha tomado la decisión más lógica.


Nadal, Príncipe, Rey, Monarca y tirano de Montecarlo


Para Roger Federer ir a Montecarlo se ha convertido en un trauma que no tiene porqué repetir. Perdió consecutivamente las finales de 2006, 2007 y 2008 contra Rafael Nadal y no ha conseguido nunca ganar este título. Uno de los pocos importantes dentro del calendario que le quedan por anotarse en su centenaria lista. Montecarlo es tierra de Nadal y punto final. No ha perdido nunca. 37 victorias consecutivas. Desde que era un adolescente lleva paseándose por la Costa Azul para conquistar este título. Federer, Nole y los mejores terrícolas del mundo lo han intentado todo, pero al nivel del mar y con unas pistas tan lentas no hay quien gobierne al balear.
Los números de Nadal son de récord, pero esta no es la guerra de Federer. Para ser número 1, le bastaría a Roger con mantenerse regular en Indian Wells, Miami y hacer un buen papel en Madrid, donde sí conoce la victoria contra Rafa y superarse en Roma y Roland Garros. Después llegarán sus dos grandes retos. Para empezar, tratar de dominar a Nadal en la central parisina y, a ser posible en la final. El sueño de Federer es devolverle a Nadal la moneda del All England Club y conquistar una final en la Philippe Chatrier “el Grand Slam fetiche” de Nadal en París.


Un “Stop & Go”


Después llegarán los retos más bonitos y emotivos. Reencontrase en Wimbledon y coronarse en Londres en los Juegos Olímpicos en el cuadro individual.
Pero Roger sabe que no puede dar el 100% durante 10 meses sin descanso, así que va a hacer un “stop & go”. Parará después de Miami y descansará para preparar el “nudo” de la temporada al 100%. Ahí es cuando tiene que dar el salto definitivo. Para Federer va a ser muy importante su periodo de descanso. Para todos aquellos que no conozcan el deporte de máximo nivel y los entrenamientos y preparación de élite, en la preparación, hay tres bases sobre las que se cimienta todo entrenamiento serio y profesional: En entrenamiento en sí, la alimentación y el descanso. Tan importante es ser exigente y riguroso en los entrenamientos físicos, tácticos y técnicos como en la alimentación como tener el suficiente descanso para que los metabolismos asimilen las cargas de trabajo. Todos los organismos tienen picos de forma y Roger busca el suyo para finales de mayo, junio y julio. El momento más importante de la temporada.
Por eso, Roger busca dar el máximo de sí en Indian Wells y Miami, para parar, “cargar las pilas” y volver a tope en Madrid, un torneo que, pese a ser en la misma superficie, poco o nada va a tener que ver con Montecarlo, para empezar, ni siquiera el color de la pista, (azul este año en la capital de España), ni la altura o las inclemencias meteorológicas. La Caja Mágica, al ser más recogida y cerrada, evita las grandes rachas de viento o anomalías en las trayectorias de la bola al ser golpeada. Base para Roger Federer.
Montecarlo se queda sin Federer y es muy posible que también cuente con la ausencia de Nole, aunque el serbio esperará a ver cuáles son “sus cuentas” para ver si necesita sumar en Montecarlo antes de defender una barbaridad de puntos en Madrid, Roma, Roland Garros y Wimbledon.

Comentarios recientes