Previa Indian Wells 2012; BNP Paribas Open

El torneo que reparte más premios de la historia después de los Grand Slam

Indian Wells fue el inicio del ciclo. En 2011 Novak Djokovic había arrancado la temporada pletórico después de imponerse en el Open de Australia y volvía a la competición en el primer Masters 1000 del año. Allí comenzó la serie de 7 partidos, 7 finales consecutivas ganadas por Djokovic a Nadal. Como entonces, Indian Wells, en medio del Desierto de California, y con acalor asfixiante, abría las puertas al torneo que reparte más dinero en premios del circuito y el primero del año que acoge al circuito ATP y al circuito WTA. Este año, con un millón de dólares para el ganador/a de cada una de las categorías. El montante total de premios asciende a 11.000.000 de dólares, pero en el Indian Wells Tennis Garden, para Rafael Nadal habrá mucho más de un millón de excusas para tratar de ganar. La hegemonía mundial de Djokovic se vuelve a poner en juego. El campeón está intratable, pero el principal aspirante lo vio cerca en Australia. Dos invitados más quieren tomar parte en esta cita; A Roger Federer y Andy Murray no les queda bien el traje de segundones, aunque el año pasado no pudieron romper el binomio Nadal-Djokovic en seis ocasiones, y este año, van 1-0 en contra. 100%. La vuelta de Robin Soderling y el crecimiento paulatino de Juan Martín Del Potro, pueden ser otros dos factores determinantes para el torneo, pero todo apunta a un nuevo duelo en la final entre los dos grandes colosos del tenis mundial.


El que más premios reparte


Indian Wells es el primer torneo del calendario en el que los dos circuitos, el masculino y el femenino coinciden, y es el que más dinero en premios en metálico reparte. La evolución económica del mismo ha sido exponencial. Desde 2008 (en el que se repartían 5’835 millones de $), el BNP Paribas Open prácticamente ha doblado la cantidad de dinero que reparte entre los jugadores que es realmente impresionante. Además del millón de dólares que se llevan los ganadores, los finalistas reciben 500.000$, los semifinalistas 200.000 y los cuartofinalistas 100.000 $. Por poner algún ejemplo.
Sin embargo, para los grandes profesionales que juegan el dinero es una cuestión secundaria. Aquí se juegan muchos puntos. Esto es un Masters 1000 y es uno de los torneos que más puntos concede. Al igual que el dinero, el que más da después de los Grand Slam. En puntos, esto se traduce de la siguiente forma, el campeón se lleva los 1000 puntos que le dan rango al Masters. El finalista 600. Los semifinalistas 360 y los 180 de los cuartofinalistas.
Esto traducido en consecuencias reales, es que Djokovic defiende una ventaja de 800 puntos sobre Nadal. 400 que ganó él y 400 que dejó de ganar Rafa. Claro que mirándolo desde la perspectiva real y viendo el nivel del serbio, es más probable que el español tenga que mirar hacia atrás y ver que Federer, que defiende semifinales, le podría restar a él 480 puntos en caso de meterse en la final en detrimento del balear, y más si, además, fuera capaz de ganarla. Claro que el factor más importante es que Murray casi no defiende puntos. Cayó en primera ronda y tiene un margen de mejora enorme. Podría acercarse mucho al suizo y al español.


Soderling y Del Potro


Las novedades más destacadas puede ser un plus de competitividad en el segundo escalón de la ATP. Por allí, David Ferrer no parece una alternativa real a los cuatro grandes y sigue con cifras y porcentajes muy bajos cuando se enfrenta a ellos. Ferru sigue siendo una garantía en los partidos que juega contra rivales que están por detrás de él en la clasificación, así que es muy probable que sea uno de los cuartofinalistas. Aunque tan probable es esto, como que no jugará las semifinales. Los dos jugadores que estaban dando más problemas al Big4 para llegara, como mínimo a las semis, eran los franceses Tsonga y Monfils. Ambos “ausentes” en Australia donde no llegaron ni a competir contra estos. Pero el circuito profesional masculino es muy exigente y un descuido te puede dejar fuera del Top 10 en cualquier momento. En este sentido, la llegada de Juan Martín Del Potro parece amenazar seriamente a todos los que le preceden en su camino hasta el Top 4 a ir retrocediendo posiciones. Claro que Del Potro defiende semifinales en Indian Wells. El argentino, consciente de la importancia de estos dos torneos, (que además se juegan a dos sets, lo que le beneficia por su menor desgaste físico), ha renunciado a la Copa Davis y será un rival peligrosísimo para quien cruce con él. Ni Djokovic ni Nadal ni Murray quieren verlo por los cuartos, aunque Federer ya sabe lo que es vencerle esta temporada.
Pero la noticia más esperada dentro de la élite, es la vuelta de Robin Soderling. Parece que su mononucleosis ya es historia y el sueco puede volver a las pistas en Rotterdam. Si es así, confirmará su presencia en California. De momento, las últimas noticias que se tienen del sueco es que andaba de compras por Nueva York. Su presencia en Rotterdam la confirmó el director del torneo holandés, Richard Krajicek, aunque el propio jugador todavía no lo ha hecho público. Su estado de forma es una incógnita, pero todos conocen del peligro de este tenista si llega en buena forma.

Soderling vuelve. Foto:lainformacion.com/EFE


Los Masters 1000


La diferencia principal de un Masters 1000 y de cualquier otro torneo es la dificultad de avanzar desde primera ronda. Aquí sólo participan los mejores del mundo y sólo acceder al cuadro principal es dificilísimo. Muchos de los jugadores que están acostumbrados a llegar a rondas finales de ATP 500 y ATP 250 se pierden en los “qualifiers”. El cuadro principal presenta a los mejores 64 jugadores del circuito: Sólo los 40 mejores entran con invitación directa. Así que, a primera vista, hay más cruces duros en un Masters 1000 que en un Grand Slam. Y, a dos sets, los mejores del mundo no pueden descuidarse ni un segundo. (Que le pregunten a Murray).
Muchos puntos, mucho dinero y poco margen de error. Partidazos desde el primer día. Partidos atractivos desde primera ronda. Un auténtico espectáculo.

Comentarios recientes