Tops 10 lejos de su hábitat

Muchos tenistas con potencial de top 10 buscan reivindicarse y remontar

El sistema de competición de la ATP es muy exigente y cualquier infortunio puede desalojar a un tenista con potencial de Top 10 a puestos muy rezagados en la lista de entradas on la Carrera de Campeones. Unos por dejadez, otros porque cualquier tiempo pasado fue mejor y otros por lesiones, aquí les exponemos algunos de los tenistas con potencial Top 10 que hoy están muy lejos de estos registros, pero que pueden ser un peligro a un solo partido o que pueden dar un disgusto a cualquiera que esté por delante. Otros, volverán, sin duda, al lugar que les corresponde en la jerarquía mundial.

'Viejas glorias'

Hay tres tenistas que han frecuentado durante un largo periodo de su carrera el Top 10 y que hoy todavía merodean por el circuito en situaciones precarias y perdiendo muchos más partidos de los que su calidad debería permitirles, pero que ya están en franca decadencia.

Nalbandian está muy lejos de su mejor forma

Por orden de ranking en posición inversa, el primero en aparecer en esta lista en David Nalbandián. El argentino siempre ha tenido muchos problemas con su forma física y su puesta a punto, históricamente, ha sido muy lenta. No obstante, 'el rey David' es uno de los más talentosos jugadores del circuito. Lo tiene todo para ser un top 10, menos, precisamente su condición física, pero es un excelente jugador de pista dura y un hombre peligrosísimo en todos los territorios. Si mejorara sus prestaciones físicas, sin duda, sería un rival terrible que cualquier cabeza de serie se puede encontrar y con el que tendría serias dificultades en el US Open. Parece lejano el momento en que Nalbandián andaba por el número 4 mundial, pero era el jugador más polifacético de los argentinos, capaz de ganar en tierra batida, superficie fetiche del tenis sudamericano, pero también en rápidas. Es muy improbable que desde la posición 77 que ahora mismo ocupa, sea imposible que vuelva a los puestos altos de la clasificación, pero sigue siendo una delicia verle jugar por la plasticidad de sus golpes.

Otros de los jugadores que parece en el declive de su carrera es James Blake. El norteamericano, que también fue un top 10 de manera continuada los últimos años, ha dejado tal condición para confirmarse como un tenista que prácticamente sólo juega en Estados Unidos o el circuito americano. Con esto es imposible mantenerse con un ranking competitivo, pero Blake no parece estar centrado en entrenarse durante todo el año y dar lo mejor de sí 10 u 11 meses.

Blake se ha alejado de la elite mundial

Blake sigue siendo un tenista peligroso, sobre todo en pista dura y en Estados Unidos, así que en el US Open también podría ser una piedra en el camino para cualquier favorito, sobre todo con su público neoyorkino apoyándole incondicionalmente. No obstante los días de vino y rosas parecen haberse evaporado y no es muy probable que vuelva a la hegemonía del tenis mundial.

Hay tenistas que tienen peor ránking que Ivan Ljubicic, pero daremos al croata por la última de nuestras 'perlas' en el apartado 'viejas glorias', porque, por el contrario de otros, si el tenista balcánico sigue entre los 30 mejores es por su abnegada dedicación al tenis, a su profesión y su entrenamiento. 'Lubo', que estuvo entre los cuatro primeros no hace tantos años, acabó cediendo ante el empuje de los más jóvenes, pero sigue en buena forma y es un tenista muy peligroso todavía hoy y todavía en cualquier superficie. La tierra nunca ha sido su especialidad, pero lo cierto es que es un tenista con mucho más que un buen servicio, como se barruntaba por 2006, cuando se infló a ganar títulos en pista dura y campeonatos indoor.

Uno de los casos que navega entre las dos aguas es Tommy Robredo. El catalán nunca ha sido una gran estrella, pero sí mantuvo una regularidad que durante muchos años le llevaron a ocupar el Top 10. Robredo no tiene un saque que le permita, hoy en día, frecuentar los lugares de privilegio de la ATP y su revés no es la mejor arma del circuito, pero ha ganado experiencia y tablas y su derecha sigue siendo mortífera, tanto la paralela, como la invertida y la cruzada. Los resultados del gerundense a principio de temporada parecían atisbar su regreso a los puestos de honor, pero una lesión le volvió a apartar del camino del éxito. Robredo sigue siendo un tenista completo y competitivo, pero su ausencia del US Open le va a volver a alejar de los primeros puestos de la ATP.

Robredo se está alejando de los puestos de honor

Robredo se va a plantar en la treintena la temporada que viene y no seremos nosotros los que le queramos jubilar, más a un hombre ejemplo de profesionalidad como él, pero será muy difícil volverle a ver merodeando los puestos que su tenis se merecía.

Lesiones y otros casos

Del Potro quiere volver por sus fueros

El primero de los nombres que resulta extraño alejado de los primeros puestos de la ATP es, sin duda, Juan Martín Del Potro. Los motivos que no mantienen al argentino en el Top 10, y muy posiblemente en el top 5 han sido las lesiones que le han mantenido alejado de las pistas durante casi un año. Después de su recuperación, la verdad es que tampoco ha tenido suerte con los cuadros de clasificación y casi siempre, en primera o segunda ronda le han tocado Djokovic o Federer, y su progresión se ha visto truncada por calendarios caprichosos. Posiblemente, Del Potro, si hubiera circulado en el cuadro, camino de los cuartos de final por los puestos de los hombres que ocupan del 5 al 10, podría haber conseguido sus primeras victorias sobre los Top 10, pero, de momento, ha sido demasiado sus enfrentamientos contra el número 1 mundial o el suizo número 3 del ránking. No obstante, todo el mundo entiende que el de Tandil, tarde o temprano acabará por romper y volver a lugar que le corresponde por nivel de juego.

Roddick es otro de los afamados tenistas que ha abandonado los primeros puestos de la clasificación mundial. Evidentemente no se puede jubilar todavía al de Nebraska y sería una osadía decir que no volverá al top 10.

Roddick necesita mejorar para volver al top 10

Lo más probable es que si se recupera de las molestias que lo han mantenido alejado de las pistas, su tenis tiene potencial también, no sólo para instalarse entre los 10 mejores, si no entre los 5 mejores. Pero claro, el tenis lleva otra faceta como el entrenamiento que últimamente no parece atraer demasiado al cañonero norteamericano.

Hay otros dos hombres lejos, incluso del top 20, que causa sensación verlos tan lejos, sobre todo por el enorme talento que atesoran. Uno es Nikolai Davydenko. El ruso, que también estuvo entre los 3 primeros y que lo tiene todo para poder meterse en el top 10, no sólo ha sufrido problemas con las lesiones si no que, además, ha sido un hombre muy irregular los últimos años. No obstante, hay pocos tenistas con la contundencia de derecha y revés como la que tiene Davydenko. Si el ruso está en forma y la maquinita se pone en marcha, puede ser un auténtico martirio para cualquier jugador del circuito. Y golpes, tiene de top 10.

Davydenko es un pegador espectacular

El caso más curioso es el del chipriota Baghdatis. Es un jugador diferente. Tiene recursos de todo tipo. Buen jugador de fondo, con buena volea y un saque que le desatasca de muchos problemas, pero su irregularidad y algunas lesiones se lo han llevado al puesto 60. Baghdatis apareció en Australia en 2005 para aterrorizar a todos en 2006. Su tenis atrevido, creativo y sin fisuras se preveía como uno de los grandes aspirantes a ser una alternativa en el circuito a los más grandes. Y hasta ahí. Su regularidad ha sido tan volátil como su indumentaria. Famoso en su país y reconocido como un héroe nacional, dejó de conseguir buenos resultados a finales de 2009 hasta caer al puesto 60. El talento no tiene arrugas y el chipriota tiene 26 años, pero este carácter tan 'Mediterráneo' parece muy incompatible con volver al top 10.

Baghdatis es uno de esos extraños fenómenos pasajeros del tenis

Comentarios recientes