US Open 2011. El torneo más abierto de los últimos años

El bajo momento de las Williams y de Clijsters deja el torneo sin favoritas claras. En los últimos años estábamos acostumbrados en el circuito femenino...

En los últimos años estábamos acostumbrados en el circuito femenino que las principales favoritas se metñian en las rondas finales sin problemas y acababan repartiéndose el pastel siempre las mismas. Especialmente las belgas, con la presencia de Justin Henin y Kim Clijsters y las americanas con las hermanas Serena y Venus Williams.

Además, hay que unir el importante factor que tanto Serena como Venus jugaban el US Open como locales, con una motivación extra y con el apoyo del público.

Pero en 2011, la baja forma de las Williams y la preocupante forma de Clijsters, que vuelve en Montreal, pero que no está al 100%, abren el abanico de posibilidades al resto de tenistas que, en la actualidad, andan con un nivel bastante parejo. Desde la número 1 del ranking, la danesa Caroline Wozniacki, hasta la vigésimoprimera, Hantuchova, no hay grandes diferencias en potencial de juego real. Y cualquiera le puede ganar a una rival esté por encima o por debajo de su clasificación actual de la WTA.

Las principales candidatas

Si tenemos que hablar de favoritas, la principal debería ser la número 1 del ranking. Caroline Wozniaki; jugó la semifinal el año y fue finalista en 2009, así que podríamos decir que es un torneo donde se encuentra cómoda y que se adapta bien a su juego. No obstante, las casas de apuestas no la sitúan ni entre las tres con más opciones.

Evidentenemente, y, a pesar, de ser toda un incógnita la reacción de Kim Clijsters, su presencia en Estados Unidos siempre es una garantía. Y estamos hablando de la actual bicampeona del torneo. La belga sigue siendo una de las más cotizadas a la hora de apostar por ella en Flushing Meadows, pero parece que hay otras tenistas más rodadas y que llegan en mejor forma a la Gran Manzana. Tendrá que luchar mucho para retener el cetro.

La gran incógnita es Serena Williams. Si la hermana menor vuelve a coger el tono físico necesario para desarrollar su mejor tenis, evidentemente será muy difícil que ninguna de las tenistas que hoy le preceden en el ranking le pueda hacer frente. Su potencia es insostenible para todo el ejército de centroeuropeas que hoy, prácticamente, copan el escalafón mundial. La potente jugadora americana sigue siendo una de las principales favoritas en los foros y en las casas de apuestas, pero, obviamente, su bajón en el ranking esta temporada le puede poner un calendario durísimo para presentarse en la gran final.

Así que la baraja se abre prácticamente a cualquiera de las 20 primeras. Wickmayer ya sabe lo que es flirtear con rondas importantes en el US Open. Georges está siendo una de las sensaciones de la temporada y será una durísima rival para quien quiera eliminarla.

Ivanovic, tiene tenis de Top 5, y todo el mundo espera que un día u otro, vuelva por sus fueros. Y como ella, Jelena Jankovic, estancada esta temporada, podría ser una jugadora peligrosa con la competición avanzada.

De ese abanico de jugadoras de un nivel alto, y todas muy parecidas, destacan dos. Azarenka y Na Li.

La bielorusa se presentará en Estados Unidos con confianza y en una pista que se adapta perfectamente a sus condiciones. Será una rival temible para cualquiera que se cruce por su camino y partirá con una cabeza de serie muy alta.

Por su parte, la china, después de la exhibición de París sobre tierra batida, fue la gran decepción de Wimbledon y esto le ha hecho bajar bastante su cotización. Si no, evidentemente, hoy sería una de las principales candidatas. No obstante, es muy probable que acabe en rondas muy avanzadas.

Para los especialistas y los apostantes, las dos grandes favoritas, que se van a disputar el título con permiso de Serena y Kim Clijsters, son, principalmente dos:

Kvitova

Su aval es, ni más ni menos, que su victora en Wimbledon. Fue la mejor y anduvo destrozando a todas las tenistas que se pusieron en su camino. Sus golpes fueron inabordables y fue justa ganadora del último Grand Slam. Falta ver cómo se adapta a las pistas duras de Estados Unidos, pero tiene calidad para ser una de las principales aspirantes.

Sharapova

La rusa está en forma y parece ser una de las principales candidatas. Conoce los que es jugar semifinales y finales del circuito, y también es una de las que sabe lo que es ganar en Flushing Meadows. Tiene experiencia y calidad suficientes como para afrontar con garantías el último Grand Slam del año. Pero además cuenta con su pletórico estado de forma. Pasa por ser una de las primeras candidatas, si no la primera, pero evidentemetne siempre queda ver la respuesta de los grandes monstruos del momento, para saber si están aletargados o realmente muertos en 2011.

En cualquier caso, las espadas, (la raquetas), están en todo lo alto y las posibilidades parecen bastante parejas. Quizá el circuito americano, antes de llegar a Nueva York, nos da más pistas de cómo llega cada cual.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes