Cuartos de Final Davis Cup. Previa

Argentina,Serbia y Francia claros favoritos. España, misión muy difícil en Austin. 

El viernes se abre el fuego en la máxima competición por equipos en un deporte tan individualista como el tenis. Siempre se ha dicho que la Davis es otra cosa y que pueden ocurrir acontecimientos inesperados en cualquier partido. Pero las cartas están sobre la mesa y, a priori, sólo el Estados Unidos - España, parece un duelo donde pueden haber alternativas.

ARGENTINA - KAZAJISTÁN

Por orden cronológico empezamos en Buenos Aires. La selección argentina, una de los grandes referentes y siempre aspirante los últimos años, recibe a la inédita Kazajistán en la capital. Abren la pista de tierra batida tan históricamente favorable a la escuadra sudamericana y que en raras ocasiones han prescindido del polvo de ladrillo. Los kazajos llegan como víctimas propicias y con la piel de cordero por degollar. Pero no será tan fácil. A priori, Del Potro,

Del Potro con Argentina

en franca progresión después de la lesión que le mantuvo alejado un año del Circuito, y que sólo ha conocido la derrota contra Djokovic en París y Nadal en Londres, debería asegurar sus dos puntos contra cualquiera de sus rivales. De tal modo que Argentina sólo debe pensar en cómo sumar un punto más. El doble, puede ser el principal bastión de los kazajos, dado que los argentinos no tienen una pareja afianzada que juegue todo el Circuito ATP, pero en los individuales todos parecen inferiores a sus oponentes, principalmente en tierra. Veremos por quién se decide Tito Vázquez para acompañar al de Tandil en la jornada del jueves, (la eliminatoria se adelanta por las elecciones que se vivirán en el país el domingo). En principio los últimos resultados de Chela en tierra le conceden cierta ventaja sobre Nalbandián y Mónaco, jugadores con más calidad individual, pero más frágiles de cabeza si un partido se complica, y que posiblemente formen pareja el viernes. Por su parte, Kazajistán, normalmente, empleará a Goluveb y Kukushkin, aunque Korolev puede tener chances el primer día. Aparentemente los sudamericanos tendrían que dejar media estocada el jueves con 2-0 para rematar tranquilamente en el doble, sin la presión de tener que vencer para no pasar apuros el sábado. Pero justo ahí puede estar la clave de la eliminatoria. Si el equipo del Este consigue un sorprendente punto en la jornada inaugural, los nervios podrían aflorar en el equipo argentino y ver un bonito doble el viernes. Y cuidado con Goluveb que en

Goluveb de revés en Croacia

Ostrava tuvo a bien sumar sus dos puntitos ante Hajek y el mismísimo Berdych. No obstante, todo lo que no fuera una victoria cómoda 5-0, 4-1 para los locales sería una gran sorpresa, por la diferencia de nivel en los jugadores y porque la pista de tierra batida, en esta eliminatoria, les da clara ventaja técnica.

SUECIA - SERBIA

Sería un sacrilegio decir que la eliminatoria no tiene historia, porque si algo tiene el equipo nórdico es precisamente tradición en la Davis. (Es el quinto más laureado de esta competición). Es una pena, que la que fue una superpotencia en el pasado, con jugadores de la talla de Mats Wilander, Bjon Borg o Stefan Edberg, y luego con otros de menos nivel popular pero gran competitividad, como Greg Norman, Bjorkman, los Johansson, Thomas y Jonas, presenten un equipo tan debilitado y sin su estrella actual, el número 5 del mundo Robin Soderling.

Soderling grita

La eliminatoria se disputará en pista rápida y cubierta, pero no creo que pudieran elegir ninguna pista donde batir al actual campeón, y menos sin su número 1. La espantada responde a razones "profesionales", según el propio tenista de un marcado y conocido carácter díscolo. En mi opinión, Soderling no quiere dejar ni una gota de su energía en lo que cree, con él o sin él, una causa perdida y no le apetecía que nadie le sacara los colores en casa. Probablemente prefiera, que si lo tienen que hacer, sea con una buena bolsa de por medio y con puntitos ATP en juego. Muy profesional. Así que como iba diciendo, la historia se escribirá este fin de semana, pero el patrón está trazado. Serbia se presenta con todo su potencial, con la ensaladera del año pasado bajo el brazo y como principal favorito, a mis ojos, en esta edición. Cuenta con un número 1 como actual líder mundial, sólido y comprometido con su país,

Djokovic celebra en Belgrado

(ayer anunció que su próximo objetivo es volver a ganar Wimbledon en la catedral del tenis y los Juegos Olímpicos, un título que da más prestigio y honor que puntos, (parecido a Robin)), que viene de enardecer a las masas en Belgrado y, después de dejar el trámite de la primera ronda a los muchachos, ha cogido el timón de la nave para llevarla a su segunda ensaladera. Será difícil que los suecos, de uno en uno o todos juntos, le arranquen siquiera un set. Pero para no comprometer el pase, esta vez Bogdan Obradovic, no se deja nada en los Balcanes. Troiki, creciendo y pegando duro, es un número 2 que puede dar un buen susto a cualquier número 1 de esta competición y tan bueno como cualquiera en la posición de copiloto. A esto le tenemos que añadir la presencia de Zimonjic, un gran especialista en dobles. Los serbios no van a regalar ningún punto y querrán dejar el compromiso cerrado el sábado y a esperar emociones más fuertes.

Por su parte, los suecos, presentan un doble apañadito con Aspelin y Lindstedt, pero no tienen absolutamente ninguna fuerza en sus individuales, que posiblemente tengan que afrontar, también estos doblistas. Así que juego de ataque y a morir en la red. Eso y mucha historia en Halmstad.

ALEMANIA - FRANCIA

Para empezar, esto es Alemania, así que siempre estamos hablando de un rival competitivo. Los locales cuentan con Florian Mayer que este año está haciendo algunos resultados de lo más aseados. Especialmente fino se mostró en Miami, donde hizo cuartos de final, donde cayó ante Berdych, y en la tierra de Munich, donde perdió ante Davydenko. No es una superestrella, pero su derecha anda y galopa sobre tierra. Fue el gran ausente en la batalla de Zagreb, donde Kholschreiber sumó el primer punto ante Dodig y después el del doble. El irregular teutón de deslumbrara a inicios de la temporada 2009, parece haber perdido algo de fe en su juego, aunque es capaz de desarrollar un espectacular juego en hierba, como en Halle, y después caer con estrépito en primera ronda de Wimbledon. La misma ronda que no pudo superar en París ante un cañonero más propio de dura, como Querrey. Y con ellos, Petzschner.

Petzschener gana

El héroe de la eliminatoria en Croacia, que le dio el punto decisivo a los teutones despachando a Karlovic, en casa en dura y en tres sets. Alemania es un conjunto que puede ganar cualquier punto, el problema es su rival, Francia. Una versión evolucionada de los alemanes y con mejores recursos técnicos y físicos. El manantial francés no cesa y si Gilles Simon pega una gran bajada en su rendimiento, renace Richard Gasquet para mostrar otra vez su estilista revés a una mano, quizá el mejor del circuito. Los galos, junto a Serbia, son los grandes favoritos en mi opinión en esta edición de la Davis. No sólo son buenos todos y cada uno en los individuales, si no que tienen, por contra de España, una inusitada facilidad camaleónica para rendir bien en pista dura, en moqueta con pista cubierta, en hierba o en tierra. Presentan buenos resultados en cualquier superficie y son igual de peligrosos en Francia como a domicilio. Auténtica dinamita. Los alemanes han querido llevar la eliminatoria a la tierra. Eliminatoria lenta y pesada. Para eso, Monfils, Tsonga y Gasquet, están sobradamente preparados. Y para el doble, traen a Llodra, el verdugo de España el año pasado en Clermont-Ferrand, donde primero trituró a Verdasco y después apuntilló el doble. Un zurdo peligroso en la red.

Francia machaca a España en Clermont-Ferrand

Si el rival no fuera Alemania y los alemanes tan alemanes, diría que Francia pasaría con la infantería sin despeinarse por Stuttgart, pero me parece que algo de viento habrá y que algo de polvo sí van a tener que sacar de sus calcetines.

ESTADOS UNIDOS - ESPAÑA

La selección española ha llegado a Texas sin Rafa Nadal. El balear, que viene de un calendario tan estresante como sus compromisos con la máxima competición, el número uno del mundo, los contratos publicitarios y los amigos de Barcelona le han hecho tener, ha decidido poner una pausa en su reloj biológico, machacado ante la incesante persecución, casi acoso, al que le ha sometido Novak Djokovic en este 2011 y ha decidido no viajar al otro lado del charco hasta más adelante. Concretamente, cuando los Masters 1000 de Canadá y el Circuito Americano vuelvan a poner en juego puntos; que hoy han convertido la Carrera de Campeones al más puro estilo Liga Española de Fútbol, dos colosos que lo ganan todo y a todos y que se van a disputar la hegemonía mundial en otras lides que no la Copa Davis. Como quiera que Rafael ya sabe lo que es el sabor de la gloria de esta competición a preferido centrar sus fuerzas en el magnánimo reto que le ha propuesto el serbio. La conquista, no del trono, si no de prácticamente todo. La baja de Nadal marca un antes y un después en esta eliminatoria que muchos quieren comparar a la machada de este mismo grupo de chicos que nos dieron la gloria en Mar de Plata. Pero creo que Austin tiene pocos tintes "marplatenses". Trataré de explicarlo. Argentina cambió su personalidad y su estrategia para hacer una eliminatoria anti-Nadal. Y se encontró sin Nadal y en el único escenario posible donde ese equipo podía dejarse la ensaladera en casa. La escondieron bajo una alfombra, y la tiraron a las habilidades de Feliciano López y Verdasco, en su mejor terreno. Pudieron con Ferrer, al que Nalbandián despachó como engulle uno de sus platos favoritos. Voraz e implacable. Pero la cosa se torció en cuanto Feli empezó a meter primeros y a buscar a Del Potro, mermado por la Copa de Maestros de Shangai, en la red. Allí donde se ganan más partidos en este tipo de superficie. Así que, la hinchada, que estaba tomándose la ensalada al vuelo, acabo indigesta la primera jornada. Y los nervios les pasaron factura en el doble. Al acabar la jornada del sábado, por primera vez, se dieron cuenta de que cabía la posibilidad de perder la eliminatoria. Las noticias el domingo no fueron mejores. Delpo no podía ponerse en pie, maltrecho física y anímicamente, y el "Chucho" Acasuso se comió un marrón como no se recuerda. Verdasco acuchilló en su propia lona a un equipo muy superior y que tenía a Nalbandián afilando los dientes para cenarse al voluntarioso Feliciano, ya trotando en el vestuario, en el quinto set de su inseparable amigo, y poner una bonita guinda a su pastel.

Austin es otra cosa. Uno; Los americanos no nos han llevado a tierra, porque eso levanta mucho polvo y a Roddick y Fish, le salen sarpullidos cuando ven la tele roja. Así que no es que hayan preparado una eliminatoria anti-nadie. Han ido a la pista que mejor les va. Sencillo. Dos; Hay un punto con el que podemos ir descontando. El doble. Los gemelos no tienen otros planes que no sean los de despacharnos sin fisuras. Tres; Fish, por contra a Nadal, ha llevado un calendario muy aseadito y muy regular. Mardy es un americano muy patriota. De los de la antigua usanza. Eso del circuito europeo le suena a chino. Le basta con pasearse por algún Master 1000 con dignidad, Roma o Madrid, para que no se diga que juega en Rolland Garros sin haber tocado tierra. (También hizo sus pinitos sobre arcilla en Houston). Y la hierba para Wimbledon, donde hizo su papel hasta cuartos contra el gran Nadal. Pero, todo lo que se juega en territorio Norteamericano, cuidadito. El chico es muy aplicado en sus obligaciones y frecuenta las semifinales con asiduidad. Por allí, por su territorio, sólo le han vencido Milos Raonic, que se le ha atragantado en Indian Wells y Memphis, un tal Djokovic, y Del Potro, que venía en el engañosísimo puesto 166 del ranking con un año en blanco. Así que Fish, se me antoja un hueso diamantino, para nuestros muchachos.

Fish enMiami

Y luego está el siempre espectacular Andy Roddick. La boda le debe haber sentado muy bien en el plano personal porque su mujer tiene pinta de ser muy limpia y aseadita por casa. Pero en lo deportivo lo tiene algo distraído. O no se entrena igual de bien, o pierde fuerza en el dormitorio. Me refiero a que igual no duerme igual de bien, y claro, el descanso es una parte importantísima del entrenamiento. Sea por lo que fuere, el muchachote de Nebraska, al que le han puesto la eliminatoria en la puerta de su casa, y su señora, allí en Texas, donde reside, me parece el punto "débil", si así se le puede llamar a un señor que pone las bolas desde el servicio a más de 230 kilómetros por hora. Habrá que tener paciencia y leerle bien el servicio, y alargar el partido todo lo que sea humanamente posible. La temporada la empezó como un cañón y ahora no parece ni un fusil. Además, viene de verse la carita con Feliciano que le mandó a casa desde Wimbledon.

Como quiera que el doble lo veo negro oscuro, las esperanzas nos quedan en los individuales. Ahí va a tener que hilvanar fino Albert Costa.

Albert Costa en rueda de prensa

Unas pistas a tener en cuenta. Fish les moja la oreja a los tres primeros espadas españoles en Austin. 4-3 a Ferrer en enfrentamientos directos, con un último referente, victoria en Miami en cuartos de final y con David desesperado. 3-1 a Verdasco con el que se tienen menos referencias. La última data de Cincinati en 2010 para el americano. Y 3-2 a Feli, con un doloroso detalle, las tres victorias de Fish son en los últimos 3 enfrentamientos, y para aliviarlo más, el último en Queens 2010. Pero alguien va a tener que arrancarle algún puntito al númeo 8 del mundo si queremos pasar página en esta edición de la Davis. Eso, o conformarnos con seguir esperando otro año en el que las grandes potencias de esta competición se tengan que venir a nuestras plazas de toros o ruedos a secas, pistas playeras con tierra donde España se antoja invencible.

Alea Jacta Est.

Comentarios recientes