Azarenka aprende a ser paciente

Su juego ha ganado madurez y se nota en los resultados

Pese a que la tierra batida no es su superficie favorita, la bielorrusa Victoria Azarenka ganó su primer título de su carrera en arcilla en el Andalucía Tennis Experience, además en Madrid es la cabeza de serie que con más solvencia está ganado sus partidos, donde en dos encuentros sólo ha encajados dos juegos.

El cambio en los resultados y en el juego de Azarenka radica en su mayor madurez tenística, ya que la bielorrusa no es aquella chica joven que pegaba y pegaba sin tener paciencia. Ahora Azarenka madura el punto esperando su oportunidad. Si es necesario pelotear más pelotea, si necesita subir las bolas las sube y si necesita pegar más fuerte, lo hace, pero todo ello basado en una gran mentalidad ganadora y pensando las cosas mucho más.

El año pasado, Azarenka no obtuvo los resultados que se esperaba de ella, pero tras regresar de una lesión, en Moscú su equipo técnico logró que su juego ganara enteros al alzarse con el título. Allí ya se vio a una Azarenka mucho más calmada en la pista, haciendo en cada momento lo que correspondía, salvando situaciones complicadas y evitando hacer errores por la precipitación.

Con esa idea empezó la temporada, y volvió a ser en Miami donde brilló. Azarenka jugaba de tú a tú, pero golpeando la bola con cabeza. Así doblegó a Kim Clijsters, Vera Zvonareva o Maria Sharapova.

Su tenis ha ganado enteros y con la madurez que dan los años en el circuito, Azarenka tiene hambre de títulos. Madrid puede ser un escenario propicio para ella, ya que aunque se juega en tierra, la bielorrusa sigue corrigiendo sus fallos y si sigue en esta línea de juego, será muy difícil de parar.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes