Nadal vs Federer: opinión desajustada

¿Nadal o Federer? ¿Federer o Nadal? Ya estamos cansados de tanta comparación con argumentos puestos a mano. Si el suizo ganó más Grand Slams, entonces es mejor, pero si el español es record a su edad, la tortilla se da vuelta. Es cierto que al uno del mundo se le da bien jugar contra el helvético, pero volvemos a lo mismo: ¿Con qué varita medimos la superioridad? ¿Con la de Don King? La última polémica que generó el ex tenista sueco Jonas Bjorkman, alguna vez cuatro del mundo, no hace más que marearnos en un debate que carece de sentido. Al menos periodísticamente hablando. De las 21 veces que Nadal y Federer se vieron las caras, el español terminó victorioso en 14 oportunidades. La mayoría en tierra batida. Punto para él. Sin embargo, el suizo tiene el record de 16 Grand Slam ganados, mientras que el actual uno del mundo sólo ha saboreado nueve. Punto para aquel. Pero, si uno mira para atrás en el tiempo, a la edad de 24 años Fed no tenía en su palmarés el título de Roland Garros. Punto para...¡Basta! Es molesto, inquietante y deshonesto desmenuzar las glorias de estos tenistas para armar un falso podio, que olvida a otros tenistas y hunde al aficionado en cuestiones alejadas del deporte. "Hay una diferencia de clase entre ambos. Federer es mucho, mucho mejor jugador que Nadal en este momento", opinó Bjorkman, un ex tenista que puede emitir libremente un juicio de valor sin que ello sea motivo de críticas. Sin embargo, este sueco de 38 años tiene un gato bajo la mesa. "Es una cuestión de lesiones y motivación... La gran diferencia es que Federer es mucho mejor embajador, hace mucho marketing tenístico", agregó. Claro, faltó decir que Bjorkman es el director de marketing del Torneo de Estocolmo, cuyo invitado principal será ni más ni menos que el suizo Roger Federer. ¿Se cae su valoración? No, aunque debe ser sujeta con palillos. La necesidad de jerarquizarlos puede tener otro cometido que aquel sencillamente pasional. Usted puede opinar como se le antoje y decir que uno es mejor que el otro, aunque "científicamente" hablando parece no tener sentido la comparación, pues uno es cinco años mayor que el otro. Además, si bien quedó demostrado después del US Open 2010 que Nadal puede ser el más fuerte en cualquier pista, la predilección por la tierra batida aún se nota. "No quiero quitarle mérito al Rafa, porque es excepcional y ha ganado mucho. Pero creo que cuando se juega sobre arcilla, uno puede tener problemas sin que se note tanto como en otras superficies", decía Federer a Marca en mayo de este año. ¿Indirectamente incisivo? No tanto. "Rafa Nadal es mi heredero natural", también fueron sus palabras de halago para el manacorí. Aun así, y tras nuestras anteriores líneas, arriesgamos y nos contradecimos con la siguiente pregunta: ¿Quién es mejor?

Comentarios recientes