Copa Davis 2000: Argentina y Chile al rojo vivo

[video:http://www.youtube.com/watch?v=USgZxpLfbpE]

Lo que ocurrió hace 10 años en Santiago de Chile nos sigue dejando atónitos, pues no podemos creer que semejante hecatombe haya tenido lugar en un escenario tenístico. Argentina y Chile se jugaban el pasaje a la Zona Mundial, cuando en el segundo partido entre Nicolás Massú y Mariano Zabaleta la serie fue suspendida a raíz del descontrol que copó todo el Parque O'Higgins. Volaron proyectiles, tres personas terminaron heridas y la Copa Davis escribió una oscura página más típica del balompié que del tenis. El Parque O'Higgins era un infierno. No cabía un alma más. Como verías notablemente en el resumen que hizo la Televisión Nacional de Chile, aquella repesca del Grupo Mundial entre Argentina y Chile no fue una serie como cualquier otra. El 7 de abril de 2000, la Copa Davis se vio en aprietos por un público que, pese a las infelices acciones arbitrales, no supo cómo expresar la emoción deportiva. Progresivamente, como quien calienta un guiso a fuego lento, la serie se fue enardeciendo hasta que el agua se fue para afuera: la afición comenzó a tirar sillas, el padre de Zabaleta y dos policías terminaron heridos, entre otros altercados que bien se muestran en el resumen televisivo. Todo comenzó como en un ring de boxeo. Como veréis en el primer video, tanto el chileno Marcelo Ríos como el argentino Hernán Gumy ingresaron al Parque O'Higgis como si estuviese sonando de fondo la canción "The eye of the tiger", esa que motivaba a Rocky Balboa a no bajar los brazos. Era el primer partido de la serie y la afición chilena hacía sentir la localía con insultos al rival y aliento para el Chino. Más allá de algunas jugadas calientes y un par de gritos desubicados, el encuentro finalizó sin problemas y, al revés de como había terminado la final del ATP de Santiago en 1996, el experimentado chileno le dio el primer punto a su país.

[video:http://www.youtube.com/watch?v=rsoXrNyFArE&feature=related]

De las 12 mil personas que dijeron presente en el partido de Copa Davis, la mayoría cantaban "olé, olé, olé, olé, Chino, Chino", mientras que un puñado de argentinos se dejaba la garganta al momento de festejar un punto. El aire se cortaba con tijeras, aunque lo que sucedió en el tramo final del segundo partido no lo esperaba nadie. El chileno Nicolás Massú, por ese entonces un chaval, se enfrentaba al número de uno de Argentina, Mariano Zabaleta, en un combate que fue cobrando la emoción que cualquier tenófilo ansía ver con sus ojos. Sin embargo, la afición no cedía, y el juez comenzó a sancionar al equipo chileno. Zabaleta iba arriba en el marcador (7-5, 2-6, 7-6 y 3-1), aunque el chileno no iba a tener la posibilidad de darlo vuelta. El partido fue suspendido tras el desborde violento del público y, a partir de allí, no alcanzan los adjetivos como para describir el bochorno. Recordado como el episodio de los "sillazos", aquella repesca de Copa Davis manchó un deporte que se caracteriza por ser pacífico. Y si bien Chile terminó ganando la serie por 5-0 (Argentina no se presentó a los siguientes encuentros), todos terminaron perdiendo en un suceso que no debe volver a repetirse jamás.

Calendario ATP/WTA

Calendario ATP 2021

Comentarios recientes