Wimbledon - ganó Isner : terminó el partido más largo

Y un día terminó... Lo que parecía ser una historia sin fín, concluyó luego de más de 11 horas de juego. Si nos lo cuentan, pareciera ser una apuesta más para ingresar al libro Guiness de los Records, pero no. Fue el partido más largo de la historia del tenis porque el talento y la fortaleza de los dos jugadores así lo quiso. John Isner venció finalmente al francés Nicolas Mahut por 70-68 en Wimbledon y pudieron ir a descansar a sus casas, luego de disputar un partido que comenzó el martes y luego de ser suspendido por escasa luz, terminó el jueves, con aficionados y jugadores extenuados casi por igual. Es que ya parecía que ninguno de los dos ganaría. Ya, hubiera sido bueno que les den un premio a los dos. Los seguidores del tenis estaban atónitos mientras que quienes nada quieren saber con este deporte, no se desprendían de la transmisión televisiva con la curiosidad de ver cómo terminaría, con el sentimiento de estar presenciando un momento histórico para el deporte mundial. Rápidamente las opiniones y críticas comenzaron a aparecer. Es que demostraron un nivel tan bueno que en las 11 horas de juego ya cada uno conocía las fortalezas y debilidades de su oponente, tanto, que los sets se volvieron monótonos pero no por eso menos apasionantes: una mínima distracción acabaría con el juego y por fín habría un ganador. Ninguno de ambos se iba a rendir. Luego de quedar exhausto, Isner declaró a BBC: "esto no volverá a pasar nunca más", al tiempo que su colega afirmaba "jugamos demasiado tiempo. No sé cuantas horas de juego llevamos ya" El marcador parecía estar anotando puntos de un partido de baloncesto: 70-68. Lo cierto es que Isner ganó el partido más largo de la historia y se metió sin dudas, en la historia de este deporte. Fueron 5 sets que se desarrollaron de la siguiente forma: Isner ganó el primero, por 6-4 y el cuarto por 7-6. Mientras que Mahut se impuso en el segundo set por 6-3 y el tercero por 7-6. Hasta aquí nada nuevo. Todo hacía parecer que el quinto set sería uno más y que la primera ronda del abierto de Wimbledon tendría su ganador. Pero llegó el quinto set y ninguno de los dos pudo quebrar el saque... pasaron horas. Tantas, que se fue la luz, y el encuentro debió suspenderse: el marcador indicaba 59-59. Finalmente, y tras 11 horas y 5 minutos de duración, John Isner triunfó ante Nicolas Mahut por 70-68, luego de disputar un quinto set que sumó más de 8 horas de duración. Más allá de que Isner fue el ganador, porque uno de ambos debía serlo, cabe reconocer el brillante desempeño de Mahut. Nuevamente, esta edición de Wimbledon nos regala una anécdota que quedará para la historia. Recordamos que esta misma semana la primera ronda de Djokovic contra Rochus fue la que más tarde concluyó, al mismo tiempo que un saque de Dent se convirtió en el más rápido del torneo inglés al viajar a 148 millas por hora. Pero lo de Isner y Mahut supera cualquier capacidad de asombro.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes